Reglamento Interno

DEFINICION DEL REGLAMENTO ESCOLAR

El reglamento se  conoce como al conjunto ordenado de preceptos y normativas que son aplicables en un determinado contexto. Escolar, por su parte, es lo que está relacionado con nuestra escuela Cumbres de Nos.  La cual parte de la formación general de las personas y el Establecimiento Educativo tiene como principal misión colaborar y reforzar los valores entregados por la familia de los alumnos y alumnas.

La Convivencia Escolar, es el enfoque formativo de la Convivencia Escolar, contiene una dimensión preventiva, expresada en el desarrollo del conocimiento, habilidades y actitudes que permiten formar sujetos autónomos, capaces de tomar decisiones personales y de anticiparse a situaciones que amenazan o alteran el aprendizaje de la Convivencia, cautelando en todo momento el proceso formativo y las estrategias pedagógicas. En este sentido, la dimensión preventiva implica superar la noción de riesgo, no se limita a informar o prohibir, sino que apunta a formar para actuar anticipadamente.

Este Reglamento cumple una función orientadora y articuladora del conjunto de acciones que los actores educativos (alumnos, docentes, personal del establecimiento, padres y apoderados) emprenden y emprenderán a favor de la formación y ejercicio de los valores de convivencia en la cultura escolar.

 

OBJETIVO

El objetivo del reglamento escolar tiene es preservar y garantizar la normal convivencia escolar, optimizando las relaciones entre los diferentes miembros de la comunicad educativa del colegio, mediante la formación de hábitos de trabajo, actitudes sociales positivas y una participación responsable en las diversas actividades de la vida y el trabajo escolar, asegurando el normal desarrollo de las actividades estudiantiles dentro de los recintos y lugares en que éstas se realicen, además velar permanentemente por el prestigio del Colegio Cumbre de Nos.

La Convivencia Escolar es por lo tanto una construcción colectiva y dinámica, en donde todos los niños y niñas son sujetos de derecho, en donde el desarrollo pleno de las personas sólo es posible en la relación con otros de acuerdo a los roles y funciones que desarrollan en la Comunidad Educativa, privilegiándose el respeto y protección de la vida privada y pública de las Comunidad Educativa.

 

Art. N°1: El Reglamento interno del alumno (Manual de Convivencia) establece el conjunto de normas y procedimientos que regulan los deberes y los derechos de todos los alumnos del Colegio Cumbres de Nos. Para tales efectos, serán considerados como alumnos regulares, aquellas personas que hayan finalizado exitosamente el proceso de matrícula del colegio y que hayan cumplido con este en los plazos y forma que determine La Dirección del colegio.

Art. N°2: Los estudiantes estarán sujetos, al cumplimiento de las normas, deberes y Obligaciones, tanto al ordenamiento interno de los Colegios, sometiéndose además a la Legislación vigente del país.

Art. N°3: El presente reglamento tiene como objetivo asegurar el normal desarrollo de las actividades estudiantiles dentro de los recintos y lugares en que éstas se realicen, además velar permanentemente por el prestigio del “Colegio Cumbres de Nos”. El logro de estos objetivos exige que los derechos y obligaciones de los alumnos deban ser cumplidos y hechos cumplir por todos los miembros que componen la comunidad de esta institución.

Art. N°4: En coherencia con el Proyecto Educativo Institucional y los Objetivos Fundamentales Transversales que promueve la Reforma Educacional, los principios y valores que el Establecimiento fortalece y fortalecerá para el desarrollo personal e integral de las alumnas y alumnos son:

 

  Valores Definición
1 Respeto Cada alumno y alumna debe llegar a ser capaz de relacionarse con todos los miembros de la Comunidad Educativa en forma afectiva y grata, basándose en el principio que establece que la fuente del respeto a los demás, es el respeto consigo mismo.
2  Responsabilidad Cada alumno y alumna debe llegar a ser capaz de comprometerse y cumplir eficientemente con los objetivos que plantea la Comunidad Educativa a través de sus actitudes y relaciones interpersonales reflejadas consigo mismo, con sus semejantes y con su entorno
3 Autoestima Cada alumno y alumna debe llegar a ser capaz de construir una Valoración positiva y realista sobre sí mismo, su grupo y Escuela, evidenciando conocimientos, habilidades y actitudes consecuentes
4 Honestidad Cada alumnos y alumna debe llegar a ser capaz de actuar con Trasparencia y probidad de acuerdo a los propios principios y valores, que promueve La familia y la Comunidad Educativa
5 Participación Cada alumnos y alumna debe llegar a ser capaz de colaborar Entusiastamente en las tareas que promueve la Comunidad Educativa sean de índole Escolar, recreativa, social o cultura

Art. N°5: Junto a los alumnos (as), los padres, auxiliares, personal administrativo, paradocentes, profesores y directivos, pretenden con estas normas lograr una sana Convivencia en el Establecimiento, que surgen de los acuerdos alcanzados por la misma comunidad educativa. En este sentido la disciplina cumple un importante rol para los alumnos (as) y las personas que educativa y pedagógicamente (directivos, profesores y personal) tienen el deber de velar por la confianza que han depositado las familias en el establecimiento.

 

CAPÍTULO I – DERECHOS

ART 6: DE LOS ESTUDIANTES.

Se hacen parte de este Manual de Convivencia todos los derechos consagrados en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, Declaración de Derechos del Niño y Constitución Política de la República de Chile. Los Estudiantes del Colegio Cumbre de Nos tienen  derecho a:

 

6.1 Recibir una educación de calidad, según lo expresado en el Proyecto Educativo del Colegio, que le permita desarrollarse íntegramente como persona.

6.2 Recibir información y orientación en materias vocacionales y profesionales.

6.3 Tener un trato deferente y respetuoso de parte de cualquier funcionario del Establecimiento.

6.4 Ser escuchado por quien corresponda para dar a conocer sus inquietudes y/o problemas, con la sola condición de respetar el conducto regular.

6.5 No ser discriminado por motivo social, económico, político, cultural, religioso, físico, de orientación sexual u otro, así como por discapacidades físicas, sensoriales y psíquicas, o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.

6.6 Ser respetados en su libertad de conciencia, sus convicciones religiosas o ideológicas, así como su intimidad.

6.7 Ser respetado en su integridad física y moral y su dignidad personal, no pudiendo ser objeto, en ningún caso, de tratos vejatorios o degradantes.

6.8 Conocer las observaciones positivas y negativas, en el momento mismo en que éstas se registren.

6.9 Tener un debido proceso, en toda medida sancionatoria.

6.10 Recibir un procedimiento justo y racional en la evaluación académica y en la aplicación de medidas disciplinarias.

6.11 Conocer los objetivos, metodologías, formas de evaluación de cada asignatura de aprendizaje a inicios de cada semestre.

6.12 Conocer el resultado de sus evaluaciones (pruebas, interrogaciones y trabajos) en un plazo formalmente establecido.

6.13 Desarrollar actividades culturales, científicas, deportivas, artísticas y/o recreativas extracurriculares que el Colegio disponga.

6.14 Utilizar todas las dependencias del Establecimiento, respetando las disposiciones propias de cada una de ellas, así como la normativa general sobre el uso y cuidado del mobiliario, materiales y accesorios.

6.15 Ser atendido, en caso de accidente escolar.

Art 7: De los Padres y Apoderados.

Los Padres, Apoderados o Tutores de los estudiantes del Cumbres de Nos tienen derecho a:

7.1 Ser recibidos por el profesor jefe y/o profesores de asignatura que hagan clases en el curso de su pupilo, previa petición de entrevista por escrito, en la libreta de comunicaciones, y respetando el horario de atención de apoderados.

7.2 Ser escuchados y atendidos en situaciones y problemas por los miembros de la comunidad escolar que corresponda, de acuerdo al conducto regular establecido para la atención. (Profesor asignatura, Profesor Jefe, UTP si el asunto es académico o Inspectoría General si el asunto es disciplinario y Dirección).

7.3 Recibir el Manual de Convivencia del Colegio y demás disposiciones que regulan la vida interior del establecimiento, al momento de la matrícula.

7.4 Recibir toda la información de los acontecimientos y actividades que el colegio realiza, en forma oportuna y concerniente a su alumno, a través de una comunicación o circular.

7.5 Apelar sobre las medidas o sanciones disciplinarias que eventualmente se apliquen al alumno, agregando nuevos antecedentes para ello.

7.6 Participar en la organización de Directivas de Curso y del Centro General de Padres, según su propio reglamento.

7.7 Recibir en reunión de apoderados, información respecto a las calificaciones obtenidas por su pupilo.

7.8 Ocupar las dependencias del Establecimiento para la realización de actividades, previa evaluación de la Dirección y autorización del Sostenedor.

7.9 Recibir un trato respetuoso por parte de todos los miembros de la comunidad escolar.

ART 8: DE LOS DOCENTES.

Los Profesionales de la Educación del Colegio Cumbres de Nos tienen derecho a:

8.1 Desarrollar sus habilidades pedagógicas y profesionales.

8.2 Disponer oportunamente de los recursos de aprendizaje necesarios para la clase y que obren en poder del Establecimiento.

8.3 Desenvolverse en un ambiente laboral grato y adecuado para el ejercicio docente.

8.4 Recibir un trato respetuoso por parte de todos los miembros de la comunidad escolar (Sostenedor, Directivos, profesores, auxiliares, asistentes de la educación, alumnos, Padres y Apoderados).

8.5 Capacitarse y reflexionar activamente sobre su ejercicio profesional.

 

Art 9: De los Directivos.

Los Directivos del Colegio Cumbres de Nos tienen derecho a:

9.1 Desarrollar sus habilidades pedagógicas y profesionales.

9.2 Desenvolverse en un ambiente laboral grato y adecuado para su gestión directiva.

9.3 Recibir un trato respetuoso por parte de todos los miembros de la comunidad escolar (Sostenedor, Directivos, profesores, auxiliares, asistentes de la educación, alumnos, Padres y Apoderados).

9.4 Decidir sobre las intervenciones y proyectos en que participa el Colegio.

                                  

ART 10: DE LOS ASISTENTES DE LA EDUCACIÓN.

Los Asistentes de la Educación del Colegio Cumbres de Nos tienen derecho a:

10.1 Desenvolverse en un ambiente laboral grato y adecuado para su labor.

10.2 Recibir un trato respetuoso por parte de todos los miembros de la comunidad escolar (Sostenedor, Directivos, profesores, auxiliares, asistentes de la educación, alumnos, Padres y Apoderados).

10.3 Capacitarse y reflexionar activamente sobre su ejercicio profesional.

 

CAPÍTULO II – LOS DEBERES

ART 11:  DEL SOSTENEDOR.

Serán deberes del Sostenedor como miembro integrante de la comunidad educativa Cumbres de Nos

 11.1 Cumplir con los requisitos establecidos por la autoridad competente para mantener el reconocimiento oficial del Estado.

11.2 Garantizar la continuidad del servicio educacional durante todo el año escolar.

11.3 Rendir cuenta pública de los resultados académicos y del uso y estado de los recursos financieros del establecimiento a la Superintendencia y a la Comunidad Escolar.

11.4 Entregar a los padres y apoderados la información que determine la ley, y someter a su establecimiento a los procesos de aseguramiento de calidad en conformidad a la ley.

11.5 Fijar los montos anuales de escolaridad (financiamiento compartido).

11.6 Dirigir al establecimiento desde sus aspectos administrativos.

11.7 Proveer los recursos humanos y técnicos necesarios para el normal desarrollo de los programas educacionales.

11.8 Coordinar con el Ministerio de Educación las labores de supervisión e inspección que ejecute el Ministerio.

11.9 Cautelar la existencia de relaciones humanas adecuadas.

11.10 Relacionarse de forma respetuosa con todos los miembros de la comunidad escolar.

11.11 Promover actividades que propendan a hacer partícipe a la comunidad en el quehacer educativo.

11.12 Entregar al alumno una atención necesaria para el adecuado cumplimiento de su proceso educativo con énfasis en la formación integral.

11.13 Impartir el proceso de Enseñanza y Aprendizaje de acuerdo a lo indicado en los planes de estudio vigentes entregados por el Ministerio de Educación y los autorizados para el Colegio, por medio de profesionales idóneos y dentro de un adecuado nivel de exigencia académica.

11.14 Velar por el correcto cumplimiento del Reglamento Interno del Colegio y demás disposiciones que regulan la vida interior de Establecimiento, especialmente en lo que se refiere al ambiente educativo y trato hacia los alumnos.

11.15 Proporcionar al alumno, de acuerdo, a las normas internas, la infraestructura que el Colegio dispone para el desarrollo de su programa curricular, sala de clases, multitaller, biblioteca.

 

ART 12: DE LOS DIRECTIVOS.

Serán deberes de los Directivos como miembros integrantes de la comunidad educativa Cumbres de Nos.

12.1 Conducir y liderar el Proyecto Educativo Institucional (PEI) del Establecimiento en sus ámbitos pedagógicos, administrativos y de convivencia escolar.

12.2 Supervisar permanentemente el cumplimiento de la normativa vigente, y muy especialmente, en el área de su responsabilidad.

12.3 Convocar e incluir a todos los miembros de la Consejo Escolar en las diferentes instancias de reflexión establecida por el Ministerio de Educación.

12.4 Relacionarse de forma respetuosa con todos los miembros de la comunidad escolar.

12.5 Establecer vínculos y alianzas de cooperación con redes de apoyo institucional y organizaciones sociales del entorno.

 

ART 13: DE LOS DOCENTES.

Serán deberes de los Profesionales de la Educación como miembros integrantes de la comunidad educativa Cumbres de Nos.

13.1 Desarrollar y fomentar aprendizajes en los estudiantes.

13.2 Conocer las características sociales, económicas y culturales de sus estudiantes.

13.3 Planificar sistemáticamente su actividad docente.

13.4 Portar y vigilar siempre el Libro de Clases del curso a su cargo

13.5 Consignar a diario y dentro del periodo de Clases los contenidos desarrollados durante la realización de la clase y firmar en el casillero correspondiente al término de ésta.

13.6 Pasar asistencia cada vez que ingresan a un curso, y registrar la asistencia de acuerdo.

13.7 Solicitar, durante la primera hora de clases, los justificativos a los alumnos que hubieran estado ausentes el día anterior.

13.8 Desarrollar metodologías y dinámicas de clases que sean motivadoras del proceso de enseñanza aprendizaje.

13.9 Adecuar los contenidos y metodologías de clase a la realidad de los estudiantes, considerando sus necesidades, intereses y experiencias de vida como elementos fundamentales del proceso pedagógico.

13.10 Entregar el resultado de todas las formas de evaluación realizadas, en conformidad a las normas establecidas en el Reglamento  Evaluación y Promoción Escolar.

13.11 Evaluar diferenciadamente en el aula a los estudiantes con necesidades educativas especiales, previa acreditación de la Unidad Técnica Pedagógica.

13.12 Relacionarse de forma respetuosa con todos los miembros de la comunidad escolar y muy especialmente con los estudiantes, evitando un trato excesivamente familiar e informal.

13.13 Los Profesores Jefes, deberán realizar reuniones de apoderados, con entrega de Informes de Notas de acuerdo al Calendario Escolar Anual.

13.14 Recibir y atender personalmente a los apoderados que lo solicite en los horarios convenidos para dichos efectos.

13.15 Atender las inquietudes de los alumnos, en forma individual o grupal, en un horario previamente establecido.

 

ART 14: DE LOS ASISTENTES DE LA EDUCACIÓN.

Serán deberes de los Asistentes de la Educación como miembros integrantes de la comunidad educativa Cumbres de Nos:

14.1 Desarrollar sus funciones, administrativas o de servicio con un criterio centrado en lo formativo.

14.2 Relacionarse de forma respetuosa con todos los miembros de la Comunidad Escolar.

14.3 Apoyar al profesor de aula en su labor pedagógica y en el cuidado de los niños.

 

ART 15: DE LOS APODERADOS.

Serán deberes de los Padres, Apoderados o Tutores como miembros integrantes de la comunidad educativa Cumbres de Nos:

15.1 Entregar oportunamente todos los documentos que sean solicitados, tales como Certificado de Nacimiento, Certificados de Estudios de años anteriores, Informes de Personalidad, evaluaciones de salud física, psicológica, psicopedagógica u otros que hubiesen sido solicitados.

15.2 Mantener actualizados los datos de domicilio y muy especialmente de contactos telefónicos de su pupilo. 15.3 Aceptar la filosofía con que el Colegio desarrolla el Proceso Curricular y formativo del alumno.

15.4 Respetar el Proyecto Educativo, Manual de Convivencia Escolar y Protocolos del Establecimiento Educacional y demás reglamentación interna vigente.

15.5 Acompañar y apoyar el proceso educativo de su pupilo.

15.6 Asistir a todas las Reuniones de Curso.

15.7 Informarse de los resultados académicos y registros disciplinarios de su pupilo.

15.8 Acudir oportunamente a toda citación que envíe algún miembro del Establecimiento.

15.9 Respetar el Horario de Atención de los Profesores.

15.10 Relacionarse de forma respetuosa con todos los miembros de la comunidad escolar.

15.11 Matricular personalmente a su pupilo en las fechas establecidas para ello, comprometiéndose a cumplir los reglamentos establecidos.

15.12 Justificar por escrito las inasistencias del alumno a clases y en Inspectoría las propias a las Reuniones de Apoderados.

15.13 Asignar en el momento de la matrícula, a un apoderado suplente.

15.14 Retirar personalmente a su pupilo durante la Jornada Escolar, por lo que no se aceptarán justificaciones por escrito ni por teléfono, dado que es imprescindible firmar el Registro de Salida de Alumnos.

15.15 Responder por los deterioros causados malintencionadamente por sus pupilos, a las dependencias, instalaciones y/o materiales de propiedad del Establecimiento.

15.16 Realizar las evaluaciones que sean sugeridas por los profesores y los tratamientos señalados por los profesionales competentes.

15.17 Revisar diariamente la Agenda Escolar, firmando las comunicaciones o citaciones que efectúe el Colegio, tomando conocimiento de tareas, deberes y evaluaciones que deba cumplir su pupilo.

15.18 Autorizar en forma escrita las salidas programadas por el Colegio, ya sean éstas de carácter pedagógico o recreativo.

ART 16: DE LOS ESTUDIANTES.

El Proyecto Educativo Institucional de nuestro Colegio, propone que la educación impartida en todo Cumbres de Nos, lleve consigo la formación de valores, virtudes, actitudes y capacidad de evaluar criterios. En suma, crecimiento espiritual y humano. Sobre esta base, es que los deberes de nuestros estudiantes, se sustentan en tres de los valores del PEI: “Responsabilidad, Respeto y Honestidad”. A partir de lo establecido, serán deberes de los Estudiantes como miembros integrantes de la comunidad educativa Cumbres de Nos:

  1. Responsabilidad: Se entenderá como la capacidad que tienen las personas de responder y cumplir conscientemente frente a los compromisos adquiridos ya sean académicos o sociales.

Bajo esta premisa, se espera que todo alumno o alumna del Colegio Cumbres de Nos cumpla con:

16.1 Asistir a clases regularmente y llegar antes del inicio de jornada, dado que los atrasos serán registrados y sancionados.

16.2 Portar diariamente la Libreta de Comunicaciones (Agenda), para informar e informarse de cualquier situación que afecte su vida escolar.

16.3 Asistir diariamente a clases con uniforme completo (No combinar el uniforme deportivo con el convencional).

17.4 Asistir con buzo, sólo los días en que por horario haya clases de Educación Física.

17.5 Evitar portar joyas de valor, sumas de dinero, ni cualquier artículo tecnológico que puedan ser objeto de robos, puesto que el Establecimiento no se hace responsable de la reposición de éstos.

17.6 Presentar comunicaciones, circulares u otros, a su Apoderado o Profesores, según corresponda.

17.7 Rendir oportunamente todas las evaluaciones calendarizadas, tareas, trabajos y materiales para las distintas asignaturas en forma oportuna y puntual.

17.8 Las estudiantes embarazadas, madres y padres adolescentes que asisten a sus controles de salud, tienen la obligación de presentar los certificados médicos correspondientes en casos de inasistencias y cumplir con el programa de tutorías y evaluación dispuestos de común acuerdo con la Unidad Técnica Pedagógica.

  1. Respeto: Se entenderá como el reconocimiento, aprecio y valoración del entorno natural y material como también del prójimo y sus derechos.

Por esta razón, los estudiantes deberán:

17.9 Respetar el Proyecto Educativo y Manual de Convivencia Escolar del Establecimiento Educacional.

17.10 Manifestar una actitud de permanente respeto hacia todos los miembros de la Comunidad Escolar (Sostenedor, Directivos, Profesores, asistentes de la educación, auxiliares, compañeros y apoderados).

17.11 Cuidar la higiene y presentación personal. 

17.12 Respetar el conducto regular frente a situaciones de conflicto (Profesor de asignatura, Profesor Jefe, Inspectoría General si la situación es disciplinaria o UTP si es académico y Dirección si el problema no es resuelto).

17.13 Cuidar el vocabulario, evitando el uso de groserías y garabatos.

17.14 Mantener una actitud disciplinaria acorde a su rol de estudiante en la sala de clase, respetando el derecho a estudiar del resto de los compañeros.

17.15 Cuidar la imagen del Colegio fuera de éste, ya sea en actividades extraescolares donde representa al Establecimiento Educacional, salidas a terreno o alrededores del Local Escolar, donde el alumno es identificado como parte de la comunidad Colegio Cumbres de Nos.

17.16 Mantener una actitud de prudencia en el actuar, evitando las manifestaciones amorosas efusivas o inadecuadas como una forma de respetar al resto de la comunidad.

17.17 Ser tolerante con la diversidad de las personas que componen la comunidad del Colegio.

17.18 Participar de manera respetuosa durante el desarrollo de actos cívicos y/o momentos de celebración.

17.19 Cooperar en el mantenimiento del orden y aseo del Colegio.

  1. Honestidad: Es un principio básico de sinceridad con uno mismo y con los demás. Es decir siempre la verdad y actuar de manera justa, recta e íntegra.

17.20 Actuar honestamente en pruebas, exámenes, controles o trabajos de tipo individual o grupal.

17.21 No adulterar firmas en comunicaciones, justificativos, pruebas, agenda escolar u otros documentos oficiales.

17.22 No participar directa o indirectamente en la sustracción de dineros, objetos de valor y/o documentación de sus pares, profesores y colegio en general.

17.23 No engañar o falsear la veracidad de hechos o situaciones.

17.24 No emplear o presentar Agendas Escolares que no son de su propiedad como propias.

 

CAPÍTULO III – NORMAS DE CONVIVENCIA

 

ART 18: NORMATIVA SALA DE CLASES

Las salas de clases son los espacios físicos institucionales, destinados a la generación de aprendizajes de los estudiantes de los distintos niveles educativos. Para el logro de este objetivo se define lo siguiente:

18.1 El Establecimiento velará por la adecuada implementación del mobiliario, luminarias, pizarras, puertas y ventanas de cada sala de clases y los estudiantes, deberán cuidarlos y mantenerlos en perfecto estado.

18.2 El aseo de las salas de clases es una de las funciones principales de los auxiliares de servicio del Establecimiento Educacional, sin perjuicio de lo cual, cada profesor de asignatura se responsabilizará que los estudiantes de su clase, se hagan cargo de la mantención de ésta.

18.3 En relación a la ornamentación de las salas de clases, éstas podrán ser decoradas y acondicionadas por cada curso o por el docente responsable de un sector, de acuerdo al tipo de modalidad que se utilice en el Colegio.

18.4 El trabajo pedagógico en el aula es la principal responsabilidad de los docentes del Colegio; en él despliegan todas sus habilidades profesionales, disciplinarias y pedagógicas. La idea central de este trabajo no es solo “pasar materia” o “cumplir con el programa”, sino también desarrollar aprendizajes significativos en los estudiantes, por lo que, cada docente deberá adecuar sus metodologías y dinámicas de clase a las características de sus estudiantes y la realidad del entorno social, intentando satisfacer las expectativas e intereses de los alumnos.

18.5 Los estudiantes deben desarrollar las actividades planteadas, con una disposición favorable al desarrollo de nuevos conocimientos y habilidades; no entorpeciendo el clima de clases o el trabajo escolar de sus compañeros.

18.6 Durante el ejercicio de la clase, tanto Estudiantes como Profesores no podrán ingerir alimentos o bebidas, escuchar música, utilizar teléfono móvil, dormir o dedicarse a otras labores que no correspondan al desarrollo normal de la clase de la asignatura respectiva.

18.7 La convivencia escolar al interior de la sala de clases, debe ser monitoreada en todo momento por el Docente a cargo del curso; quien debe velar por el cumplimiento del presente manual de convivencia y los principios y orientaciones del Proyecto Educativo Institucional (PEI).

18.8 Los Estudiantes que deseen ir al baño o deban retirarse de la clase por algún motivo justificado, deben avisar de dicha situación al Docente o Inspector que se encuentre en ese momento a cargo del curso.

18.9 En caso que el Profesor deba ausentarse momentáneamente de la sala de clases por motivos de fuerza mayor, el curso quedará a cargo de un Inspector o Profesor.

18.10 El uso de instrumentos tecnológicos personales, tanto para Estudiantes, Profesores, Directivos o Asistentes de la Educación, sólo será permitido dentro del horario de clases, siempre y cuando sea para el desarrollo de alguna actividad pedagógica, y su cuidado será de exclusiva responsabilidad de sus dueños.

18.11 El reemplazo de un profesor por otro o por un inspector se asume como continuidad de la clase y merece el mismo respeto.

 

ART 19: NORMATIVA DE LOS RECREO Y ESPACIOS COMUNES

19.1 El recreo es el tiempo de descanso y esparcimiento para estudiantes y docentes dentro de la Escuela siendo función de los inspectores y asistentes de aula, velar durante este tiempo, por la seguridad y buena convivencia de estudiantes y la comunidad en general.

19.2 Los recreos deben ajustarse a los horarios designados al inicio del año escolar. El inicio del recreo será avisado con toque de timbre, tras lo cual se suspenden inmediatamente las clases. Los docentes deben velar por el cumplimiento de esta disposición, no utilizando este tiempo para tareas lectivas. Al finalizar el

 

 

Recreo, estudiantes y profesores deben ingresar a sus salas de clases, evitando retrasos innecesarios (visitas al baño, solicitudes de fotocopias, utilización de computadores, etc.).

19.3 En ningún caso los estudiantes deben ser castigados con la pérdida del recreo como sanción a alguna falta cometida en forma individual o colectiva, dado que entendemos que el recreo es un aspecto relevante en la formación y aprendizaje de los estudiantes.

19.4 Los inspectores de patio velarán que los pasillos del Establecimiento Educacional se encuentren libres de obstáculos que impidan el libre tránsito y seguridad de los miembros de la Comunidad Escolar.

19.5 Los baños deben estar en condiciones de higiene adecuadas para su uso. Éstos deben encontrarse abiertos durante todos los recreos. Su uso en horarios de clases, deberá ser estrictamente regulado por el Profesor que se encuentre en el curso.

 

 

ART 20: NORMATIVA DE INTERACCIÓN.

Nuestro Colegio promueve espacios de convivencia respetuosa y solidaria, buscando instaurar la bondad y la filiación como agentes de cambio y crecimiento personal. Los valores que rigen nuestra filosofía educativa, se reflejan en todos los ámbitos de la convivencia y deben ser adoptados por todos los actores de nuestro sistema escolar.

20.1 Interacción entre alumnos Se espera de los alumnos:

Sean honestos y verdaderos. Esto implica asumir las consecuencias de sus actos y no promover en otros las faltas de honestidad en su actuar.

Devuelvan cualquier objeto encontrado, ya sea a su dueño o a algún adulto responsable.

Cuiden y protegen la integridad física y psicológica de todos los miembros de la comunidad educativa.

Rechacen todo tipo de violencia ya sea física, verbal y/o psicológica.

No discriminen a ningún miembro de la comunidad educativa por su raza (etnia), nacionalidad, orientación sexual, religión o por pensar y/u opinar diferente.

Respeten y valoren el trabajo de profesores, estudiantes, administrativos y personal de servicio.

Colaboren activamente en el mantenimiento del aseo de todas las dependencias del colegio.

Mantengan una actitud de cuidado de la sala de clases y de respeto hacia los profesores y compañeros.

Cuiden los materiales para el logro de aprendizajes.

Cumplan con las normas establecidas en el presente Reglamento.

 

ART 20: NORMATIVA FUERA DEL ESTABLECIMIENTO EDUCACIONAL.

20.1 El Establecimiento Educacional entiende que fuera del perímetro del Colegio, no puede regular las conductas sociales de sus estudiantes, puesto que éstas son responsabilidad de los padres. No obstante, si estas dañaran la imagen del Colegio, se considerará como falta de adhesión al Proyecto Educativo Institucional, por lo cual se aplicará la misma normativa formativa y sancionadora que se definen en el Reglamento de Convivencia Escolar del Colegio.

20.2 Tanto las salidas y actividades escolares fuera del Establecimiento Educacional como las realizadas dentro del Colegio, pero fuera del horario habitual de clases, se consideran una extensión de la actividad y/o jornada escolar, por tanto se aplicarán la misma normativa del Reglamento de Convivencia en jornada normal.

 

ART 21: DE LAS RELACIONES AFECTIVAS.

 Todos los alumnos de la comunidad educativa, podrán expresar afectivamente sus relaciones de amistad, compañerismo y pololeo. Sin embargo, estas manifestaciones deberán respetar los límites de aquello que puede ser realizado en un ámbito público, especialmente considerando si dentro de un Establecimiento Educacional existen niños pequeños. Por esta razón no se permitirán caricias eróticas y/o besos efusivos en el interior del establecimiento.

 

 

 

 

 

 

 

 

CAPÍTULO IV – UNIFORME Y PRESENTACIÓN PERSONAL

 

El Colegio Cumbres de Nos no exige el uso exclusivo del uniforme, pero exige una presentación personal ordenada de los estudiantes vistiendo los colores institucionales (azul marino o negro). De acuerdo a las siguientes características:

 

ART 22: DEL UNIFORME.

Damas

– blusa blanca.

– polera institucional o bien una polera naranja, sin diseño alguno. Ambas pueden ser manga larga o corta.

– falda institucional o jumper clásico.

– Zapato o zapatilla de color negro sin diseño ni aplicaciones de color diferente al negro.

 – Abrigo o parka, color azul marino.

– Bufanda, gorro color azul marino.

– Chaleco,  polerón o chaqueta azul marino o negro.

-Delantal colegio o blanco sin diseño.

Varones

 – Camisa blanca.

– polera institucional o bien una polera naranja, sin diseño alguno. Ambas pueden ser manga larga o corta.

– Pantalón de vestir gris o negro.

– Zapato o zapatilla de color negro sin diseño ni aplicaciones de color diferente al negro.

– Abrigo o parka, color azul marino o negro.

 – Bufanda, gorro color azul marino o negro.

– Chaleco o polerón o chaqueta azul marino o negro.

– Cotona colegio o blanca sin diseño.

 

Por lo que se entenderá como “uniforme para la clase de Educación Física”, lo siguiente:

Damas

 – la polera institucional o bien una polera naranja, sin diseño alguno. Ambas pueden ser manga larga o corta.

– Pantalón de buzo institucional o pantalón de buzo negro.

 – Zapatilla blanca o negra, sin diseño ni aplicaciones de color diferente al blanco.

Varones

–  polera institucional o bien una polera naranja, sin diseño alguno. Ambas pueden ser manga larga o corta.

– Pantalón de buzo institucional o pantalón de buzo negro.

– Zapatilla blanca o negra sin diseño ni aplicaciones de color diferente al blanco.

 

22.1 En caso que un alumno o alumna tenga cualquier inconveniente, en cuanto al “uniforme escolar”, su apoderado debe dirigirse a la Dirección del Establecimiento para analizar su situación.

22.2 La presentación de los alumnos y alumnas será siempre correcta, vistiendo los colores institucionales (azul marino o negro).

La higiene personal deberá advertirse en la vestimenta, cuerpo, cabello de la o el estudiante el cual deberá presentarse limpio y libre de parásitos, en el caso de las damas:

  1. a) De MM a Octavo básico, en las alumnas de pelo largo, éstas deben mantenerlo limpio, ordenado y tomado con un broche, elástico o traba.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CAPÍTULO V – ASISTENCIA Y PUNTUALIDAD

 

Art 23: Asistencia.

23.1 El estudiante que se incorpora a clases, debe permanecer en el Establecimiento Educacional durante toda la jornada escolar. Sólo en caso de emergencia, puede ser retirado por su apoderado, quién debe firmar el retiro indicando los motivos.

23.2 El estudiante debe cumplir con un mínimo de 85% de asistencia para ser promovido de curso. Los certificados médicos no anulan los días de inasistencia. Pero sí son considerados como antecedentes en el momento en que se decide si pasa o no de curso con una asistencia menor a la mínima exigida.

23.3 Toda inasistencia debe ser justificada por el apoderado a través de la Agenda Escolar y Certificado médico si corresponde, al momento de la reincorporación del estudiante a clases.

23.4  El estudiante que falte con o sin justificación a evaluaciones programadas, deberá regirse por el Reglamento de Medición, Calificación, Evaluación y Promoción Escolar del Establecimiento.

23.5 Los estudiantes que, encontrándose en el recinto escolar, no ingresen a clases, sin motivo justificado deberán concurrir con su Apoderado al día siguiente y serán merecedores de una observación negativa de carácter grave y la sanción correspondiente.

 

ART 24: PUNTUALIDAD Y ATRASOS.

Art 24.1 En relación a la puntualidad y atrasos de la jornada escolar del Colegio:

  1. a) El Colegio abre las puertas a las 7:55 horas.
  2. b) La hora de inicio a la jornada escolar es a las 08:00 a.m y a las 14:00 p.m. Escuela básica en el caso de la jornada tarde.
  3. c) El registro regular de atrasos comenzará a las 08:05 hrs según reloj control, ubicado en la secretaria del colegio, quedando consignado en el cuaderno de atrasos el nombre del alumno y el curso al que pertenece, teniendo que cumplir posterior a su jornada de estudio con 45 minutos de recuperación, pudiendo ser esta hora modificada o suspendida por razones atendibles por parte de Dirección o subdirección.
  4. d) Si la impuntualidad se produce por las personas encargadas de transportar a los y las estudiantes hasta el Colegio (transportistas escolares), solicitamos que tome las medidas necesarias para que esta situación no se produzca, y crear así conciencia en nuestros educandos la importancia de la puntualidad.

 

ART 25: HORARIOS

 25.1 De la jornada escolar:

El Colegio tiene Jornada en Escuela de Lenguaje  y Escuela Básica.

 

JORNADA SIN JEC 1 Y 2 BÁSICO (MAÑANA)

 

MODULO HORA
1 8:00/8:45
2 8:45/9:30
RECREO 9:30 /9:45
3 9:45/10:30
4 10:30/11:15
RECREO 11:15/11:30
5 11:30/12:15
6 12:15/13:00
7 13:00/13:45

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

JORNADA SIN JEC ESCUELA DE LENGUAJE (MAÑANA)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Jornada JEC  3 a 8 básico (MAÑANA)

 

MODULO HORA
1 8:00/9:00
2 9:00/9:45
RECREO 9:45/10:00
3 10:00/10:45
4 10:45/11:30
RECREO 11:30/11:45
5 11:45/12:30
ALMUERZO 12:30/13:15
6 13:15/ 14:00
7 14:00/ 14:45
8 14:45/15:30

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

JORNADA TARDE PRE BÁSICA (TARDE)

 

MODULO HORA
1 14:00 /14:45
2 14:45/ 15:30
RECREO 15:30 / 15:40
3 15:40/16:25
4 16:25 /17:10
RECREO 17:10 / 17:20
5 17:20 /18:05
MODULO HORA
1 14:00/14:45
2 14:45/15:30
RECREO 15:30/15:45
3 15:45/16:30
4 16:30/17:15
RECREO 17:15/17:30
5 17:30/18:15
6 18:15/19:00
7 19:00/19:45

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

JORNADA SIN JEC 1 Y 2 BÁSICO (TARDE)

 

 

 

 

MODULO HORA
1 08:30 a 09:15 hrs.
2 09:15  a 10:00 hrs.
RECREO 10:00 a 10:10 hrs.
3 10:10 a 10:55 hrs.
4 10:55 a 11:40 hrs
RECREO 11:40 a 11:50 hrs.
5 11:50 a 12:35 hrs

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ART 26: SANCIÓN POR ATRASOS.

Los atrasos reiterados, tanto al inicio de la jornada, como dentro de ella constituyen una falta y según su frecuencia, los alumnos quedan sujetos a sanciones que a continuación se detalla: Los estudiantes que lleguen atrasados, al inicio de la jornada, serán registrados por Inspectoría.

 

En caso de reiterarse el atraso, las medidas son las siguientes:

26.1 Al primer y segundo atraso, los estudiantes sólo serán registrados por Inspectoría en la planilla de atrasos y en la agenda escolar del estudiante.

26.2 Al completar tres atrasos, Inspectoría registrará la situación en la hoja de vida y notificación al Apoderado por escrito.

26.3 Al acumular cuatro atrasos, Inspectoría citará al apoderado junto a su pupilo, para firmar un compromiso de puntualidad.

26.4 Al acumular seis atrasos, Inspectoría citará al apoderado para informar que el estudiante no cumplió el compromiso del punto anterior y se le notificará un día de trabajo comunitario, lo que quedará registrado en su hoja.

26.5 Al acumular ocho atrasos, se citará al Apoderado para firmar condicionalidad y se le notificará dos días de trabajo comunitario. Lo que será registrado en la hoja de vida del estudiante.

26.6 Más de diez atrasos, se citará al apoderado para la notificación de 3 días de trabajo comunitario y la situación de permanencia del alumno se evaluará en el Consejo de Profesores.

26.7 Los estudiantes que no cumplan con el trabajo comunitario, serán suspendidos de clases por el mismo número de días.

 

Observación: El trabajo comunitario es una actividad acordada con el apoderado, el estudiante y el Colegio.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CAPÍTULO VI – INGRESO Y RETIRO

 

 

ART 27: DEL INGRESO.

27.1 El alumno debe ingresar al Establecimiento inmediatamente a la hora de llegada, no debiendo permanecer en la calle. 25.2 Al momento de ingresar, éste no podrá volver a salir por ningún motivo.

 

ART 28: DEL RETIRO.

28.1 Todo alumno que necesite retirarse del Establecimiento Educacional, antes del término de la jornada, podrá hacerlo bajo causas debidamente justificadas y solo con la presencia del apoderado oficial o persona declarada al momento de la matrícula, quien deberá registrar sus datos y su firma en Inspectoría.

28.2 Debido a que el Ministerio de Educación (MINEDUC) exige la presencia del apoderado, no se realizarán retiros por llamados telefónicos.

28.3 Los retiros no podrán ser realizados en horario de recreo ni de almuerzo, puesto que la salida de los alumnos deben ser registradas por los profesores en los libros de clases.

28.4 Se recomienda que el alumno no sea retirado de clases si en dicho día debe rendir algún tipo de evaluación. Con todo, si el apoderado retira al estudiante, deberá dejarse registro de dicha situación en la hoja de vida del alumno, firmada por el apoderado en el cual se deja constancia que se hace responsable de la calificación que obtendrá el estudiante en la evaluación previamente calendarizada de acuerdo al Reglamento de Evaluación del Colegio producto de su inasistencia injustificada.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CAPÍTULO VII – DE LAS FALTAS

 

 

Toda relación social puede deteriorarse bajo ciertas circunstancias, lo que constituye un conflicto. Esta situación no necesariamente es siempre nociva, sino por el contrario, en ocasiones puede ser provechosa para la comunidad escolar. Frente a esto, el Establecimiento se compromete a desarrollar un proceso de abordaje pedagógico frente a los conflictos de forma gradual y que implique un trabajo formativo con sus estudiantes. En el presente documento se han establecido diversas normas y deberes relacionados con la convivencia escolar. El no respeto de estos acuerdos constituye una falta, entendiéndose como tal cualquier acto u omisión que constituya una transgresión a las normas y acuerdos consensuados en este manual. Al momento de sancionar se deberá considerar siempre que los estudiantes tienen derecho a un proceso justo y racional, atendiendo a sus derechos fundamentales, convenciones internacionales y a la normativa vigente en educación; y, por lo tanto, deberán tener una orientación pedagógica, donde los estudiantes tengan derecho a instancias de revisión y apelación a las sanciones impuestas. Todas aquellas transgresiones a los acuerdos del Manual de Convivencia, que no están contenidas en este Manual, serán revisadas por el Consejo de Profesores, a fin de concordar el criterio para su abordaje.

 El Colegio considera la siguiente graduación de faltas:

Faltas Leves Faltas Graves Faltas Gravísimas

 

ART 28: CRITERIOS PARA LA ADOPCIÓN DE MEDIDAS CORRECTIVAS.

En la adopción de medidas correctivas de índole disciplinaria se deberá tener en cuenta los siguientes criterios generales:

28.1 La imposición de medidas correctivas tendrá una finalidad y carácter educativo, y procurará tanto la superación de las dificultades de los estudiantes involucrados, como la mejoría de la convivencia escolar.

28.2 No se impondrán medidas que atenten contra la integridad física y/o psicológica de los alumnos ni de los valores del Colegio.

28.3 Las medidas correctivas deberán ser proporcionales a la naturaleza y gravedad de las faltas cometidas y deberán contribuir a mejorar del clima de convivencia del Establecimiento Educacional.

28.4 Para la aplicación de medidas, serán consideradas la edad, situación y circunstancias personales, familiares y sociales del estudiante, y demás factores que pudieran haber incidido en la aparición de las conductas o actos contrarios a las normas establecidas.

28.5 Toda situación muy grave, deberá generar un informe escrito, en el que se plasmen los hechos, y las medidas que el Colegio adoptó al respecto. El procedimiento será responsabilidad de Inspectoría General.

28.6 Al momento de aplicar medidas correctivas se considerarán las circunstancias atenuantes o agravantes que hayan incidido en el incumplimiento de las normas de conducta, las que serán descritas en el reglamento de convivencia.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

CAPÍTULO VIII DE ESTE MANUAL.

 

ARTÍCULO 29: TIPIFICACIÓN DE FALTAS.

Faltas Leves

29.1 Son aquellas que sin alterar el clima general de armonía y respeto son acciones que transgreden las normas y no responden a los valores que se desean fomentar en nuestros estudiantes.

 

Son consideradas faltas leves las siguientes actitudes, acciones y comportamientos:

  • No trabajar en clases.
  • No presentar al apoderado comunicaciones o citaciones.
  • Atrasos a clases y/o actividad sin justificativo respectivo.
  • No presentar justificativo ante ausencia de procedimientos evaluativos.
  • Usar teléfono móvil sin autorización del profesor. En caso de utilizar estos elementos sin autorización expresa del profesor, éstos serán retirados y entregados al apoderado por Inspectoría, los días viernes de 08:30 a 09:30 hrs.
  • Usar aparatos de música u otro dispositivo electrónico en clases o actos oficiales sin autorización del profesor.
  • Descuidar la presentación personal.
  • Presentarse con uniforme incompleto o no acorde con la normativa.
  • Presentarse sin justificativo del apoderado que explique el no disponer de uniforme deportivo reglamentario para el día que le corresponda emplearlo.
  • Tener comportamientos que impidan el normal desarrollo de las actividades de aprendizaje (molestar, distraer, interrumpir clases, conversar o emitir sonidos, etc.).
  • Consumir alimentos o mascar chicle en horas de clases.
  • Asistir a clases sin los trabajos o tareas requeridos en las asignaturas.
  • Salir o permanecer fuera de la sala de clases, sin autorización.
  • No portar su Agenda Escolar.
  • Descuidar el mantenimiento del aseo de la sala de clases, patios y otras dependencias del Establecimiento.
  • Rayar el inmueble y/o bienes del Colegio.
  • Participar en peleas dentro y fuera del Establecimiento (Para estudiantes de Kínder a 8° básico).
  • La práctica de juegos bruscos que atenten contra la seguridad o integridad propia o ajena.
  • Jugar con agua, (lanzarse agua con botellas, “bombitas” u otras formas).
  • No presentar justificativo del apoderado o certificado médico cuando ha faltado a clases o cuando ingresa después de las 09:00 hrs.
  • Interrumpir o hacer desorden durante Ceremonias o Actos Cívicos.

 

Faltas Graves:

29.2 Son consideradas faltas graves las actitudes y comportamientos que atenten contra la integridad física y psíquica de sí mismo, de otro miembro de la comunidad escolar, el bien común y/o acciones deshonestas, que alteren la normal convivencia y el desarrollo personal de alumnos y alumnas.

Por el tenor de la falta, el alumno tendrá una CONDICIONALIDAD DE MATRÍCULA en forma inmediata, ADEMAS DE UNA SUSPENSIÓN POR 1 DIA O MÁS, INCLUYENDO EL COMPROMISO JUNTO A LOS PADRES

 

Dentro de estas faltas están:

  • La reiteración de faltas leves independiente de su naturaleza, lo cual será sancionado mediante resolución del Consejo de Profesores.
  • Abrir e ingresar si autorización a lugares del Colegio que están cerrados expresamente.
  • Falta de honestidad en el trabajo escolar (copiar en evaluaciones, ayudar en evaluaciones en que esté prohibido, presentar trabajos ajenos como propios, faltar a la verdad al señalar que ha presentado alguna evaluación en circunstancias que no ha sido así). Su calificación final será registrada de acuerdo a la graduación que estipula el Reglamento de Medición, Calificación Evaluación y Promoción Escolar.
  • Alterar documentos, falsificar firmas, notas u otros.
  • Adulterar y/o usar indebidamente documentos oficiales de la Institución: libro de calificaciones, registros de asistencia, certificados de estudio, actas, pases de ingreso a clases entre otros.

 

Emplear o presentar Agendas Escolares que no son de su propiedad como propias.

  • Faltar el respeto a compañeros, profesores, administrativos y auxiliares tanto de forma verbal (garabatos, gritos ofensivos) como de forma física (empujones o golpes).
  • Negarse a entregar teléfono móvil o cualquier dispositivo electrónico no autorizado por el docente para su uso en aula. Dañar gravemente el inmueble y/o bienes del Colegio: cortar, marcar mesas y/o sillas, rayados de murallas, grafitis, etc. Amenazar y mofarse de compañeros.
  • Participar en peleas dentro y fuera del Establecimiento.
  • Dañar los bienes o pertenencias de los miembros de la comunidad educativa (estudiantes, profesores, administrativos, auxiliares, padres y apoderados).
  • Lanzar objetos que signifiquen un peligro para la integridad física de las personas.
  • Ausentarse en forma reiterada a clases sin motivo justificado.
  • Abandonar el Colegio durante la jornada sin autorización (fuga).
  • Suplantar al apoderado.
  • Utilizar cualquier medio tecnológico para grabar, fotografiar o filmar dentro del Colegio, sin la expresa autorización del profesor o autoridad a cargo.
  • Negarse de manera individual o grupal, a realizar pruebas o controles, en fechas indicadas.
  • Realizar actos de amedrentamientos a otros estudiantes.
  • Participar en cualquier acción en los alrededores del recinto escolar, que atente contra la imagen del Colegio.
  • No cumplir con los compromisos adquiridos en procedimientos de resolución de conflictos.
  • Portar o utilizar cigarrillo electrónico o vaporizador.
  • Portar o utilizar “corta cartón” sin autorización y supervisión del docente en aula.

 

Faltas Gravísimas

29.3 Son aquellas actitudes y comportamientos que atenten contra la integridad física y psíquica de terceros y que impidan de manera drástica el normal desarrollo del quehacer escolar, tanto dentro como fuera de la Institución.

Debido a que este tipo de faltas trasgrede profundamente el Código Normativo del Colegio y en algunos casos el Código Penal, los estudiantes que incurran en este tipo de faltas, podrían ser merecedores inmediatamente de la CANCELACIÓN DE MATRÍCULA O NO RENOVACIÓN DE LA MISMA PARA EL AÑO SIGUIENTE, o en su defecto, una CONDICIONALIDAD EXTREMA, ADEMAS DE UNA SUSPENSIÓN POR 1 DIA O MAS, INCLUYENDO EL COMPROMISO JUNTO A LOS PADRES, sin perjuicio que si correspondiere a un delito, el Colegio haga la denuncia ante la autoridad pertinente.

 

Son consideradas faltas gravísimas las siguientes:

  • Reiteración de faltas graves (dos o más).
  • Existencia de doble Condicionalidad
  • Porte, consumo o promoción de bebidas alcohólicas.
  • Porte, consumo o promoción de drogas.
  • Porte de armas, sean estas de fuego o cortopunzante o cualquier otro elemento que pueda ser utilizado como tal. Apropiación indebida de objetos y especies de valor.
  • Sustraer o dañar pruebas, Libros de Clases, evaluaciones, o documentos oficiales del Colegio.
  • Ingresar al Colegio ebrio o bajo los efectos del alcohol y/o droga.
  • Manipular o detonar artefactos explosivos de cualquier tipo dentro del establecimiento.
  • No cumplir con los protocolos que tengan como causa un delito.
  • Realizar abuso o acoso sexual a cualquier miembro de la comunidad escolar.
  • Agredir físicamente a cualquier funcionario del establecimiento.
  • Mofarse o ridiculizar a algún miembro de la Comunidad Educativa del Colegio afectando la honra de la persona, ya sea en forma presencial o a través de recursos tecnológicos (internet, telefonía u otros).
  • Por acción u omisión provocar algún tipo de daño físico, psíquico o emocional a cualquier miembro de la comunidad escolar.

 

  • Realizar o participar de acciones de bullying.
  • Discriminar o acosar física, psicológica, o moralmente a cualquier integrante de la comunidad educativa, por su raza, religión, orientación sexual, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.
  • Realizar o participar en actos de connotación sexual tales como masturbación o relaciones sexuales al interior del establecimiento.
  • Participar en la grabación o difusión por cualquier medio de agresiones o humillaciones a miembros de la comunidad escolar.
  • Exhibir videos que puedan dañar o perturbar emocionalmente a otro.
  • Subir a la red por cualquier media imagen del Colegio o de cualquier integrante de la comunidad sin el consentimiento formal de los aludidos.
  • Intervenir el sistema informático del Colegio.

 

 

CAPÍTULO VIII – PROCEDIMIENTOS FRENTE A FALTAS

 

ART 30: MEDIDAS CORRECTIVAS.

Las medidas correctivas son los procedimientos que se adoptarán frente a las faltas que cometan los estudiantes. Puesto que las sanciones deben permitir que los estudiantes tomen conciencia de las consecuencias de sus actos, aprendan a responsabilizarse de ellos y desarrollen compromisos genuinos de reparación del daño, las sanciones disciplinarias irán acompañadas, cuando corresponda de una acción formativa. Las medidas correctivas que se aplicarán estarán sujetas a la consideración de factores atenuantes o agravantes puesto que, de acuerdo a la edad del alumno, el rol y la jerarquía de los involucrados, varía el nivel de responsabilidad que cada persona tiene sobre sus acciones. Por ejemplo, si se trata de un adulto o de una persona con jerarquía dentro de la institución escolar, ésta será mayor y, por el contrario, mientras menor edad tengan los involucrados, disminuye su autonomía y, por ende, su responsabilidad. Igual modo, se analizará el contexto, la motivación y los intereses que rodean la aparición de la falta, como por ejemplos:

Frente a una agresión física, si el acto es en defensa propia o de un acto de discriminación; igualmente se tomará en cuenta la existencia de problemas familiares que afecten la situación emocional de un niño o niña, ya que esto puede alterar su comportamiento. En tales casos, no se trata de ignorar o justificar una falta, ni mucho menos de eximir de la responsabilidad del hecho, sino de resignificarla de acuerdo con las circunstancias, poniéndola en contexto. Dado que el propósito de evaluar una falta teniendo en consideración atenuantes o agravantes es el contextualizar ponderadamente la falta cometida, tratando de explicarla o idealmente justificarla racionalmente es que en los casos en que sea requerido aplicar dicho criterio, la falta cometida será disminuida o aumentada en un grado (teniendo en consideración la graduación que el presente Manual establece para su definición, esto es, faltas leves, graves y gravísimas), dejando por escrito en un acta formal las consideraciones que permitieron establecer tal o cual determinación.

 

Para un mayor detalle de la forma en que se llevará a la práctica la implementación de las sanciones expuestas en este Maula, existirá un Protocolo para administración de faltas leves, graves y gravísimas.

Se considerarán circunstancias atenuantes:

 

  • El no haber transgredido las normas anteriormente.
  • El reconocimiento oportuno de la falta.
  • La modificación de conducta mostrada durante un período definido por las instancias correspondientes.
  • La reparación inmediata y/o espontánea del daño causado. Se considerarán circunstancias agravantes:
  • La reiteración de la falta.
  • El uso de la violencia, de actitudes amenazadoras, desafiantes o irrespetuosas, de menosprecio continuo y de acoso dentro y fuera del colegio.
  • Si el daño u ofensa a compañeros es a los de menor edad o recién incorporados al Colegio.
  • La no demostración de arrepentimiento de la falta cometida.

 

 

 

 

 

ART 30.1: TIPIFICACIÓN DE MEDIDAS CORRECTIVAS.

A continuación se dan a conocer las diferentes medidas correctivas que se pueden aplicar a los estudiantes. Éstas no obedecen a un orden jerárquico, sino al tipo de falta cometida atendiendo la naturaleza y gravedad de ella y se aplicarán según las normas establecidas en el Manual.

 

ART 30.2 AMONESTACIÓN VERBAL:

Es el llamado de atención que se hace al alumno en forma inmediata a la falta o en una entrevista personal, luego de incurrir éste en una falta leve. Se espera del estudiante una actitud positiva y de cambio frente al llamado de atención y al error cometido. Se deja registro en el libro de clases de la amonestación verbal llevada a cabo.

 

30.3 Comunicación Escrita al Apoderado:

Información a los padres sobre la situación vivida por el estudiante y las medidas formativas que se tomarán para remediar la falta. La comunicación debe ser firmada por el apoderado. En caso de no  firmado, se considerará falta leve.

 

30.4 Registro en Libro de Clases:

Amonestación escrita que quedará registrada en la hoja de vida del estudiante, por faltas al Manual de Convivencia. Situación que deberá ser conocida en el momento por el estudiante con la finalidad de que puedan comprender la instancia formativa de esta medida.

 

30.5 Citación al Apoderado:

Ante la reiteración de las faltas leves o frente a las faltas graves, se citará a los padres y/o apoderados para informar los hechos acaecidos y con ello vincularlos en el proceso formativo de los niños.

 

30.6 Compromiso:

Se aplicará un compromiso al estudiante para que modifique sus actitudes negativas, ante la reiteración de faltas leves o frente a faltas graves. Este documento deberá ser firmado por los padres y/o apoderados y el estudiante.

 

30.7 Servicio Comunitario:

Implica alguna actividad realizada fuera del horario de clases que beneficie a la comunidad educativa a la que pertenece, haciéndose cargo de las consecuencias de sus actos a través del esfuerzo personal. Ejemplos: limpiar algún espacio del establecimiento, patio, pasillos, su sala, multitaller, biblioteca,  el jardín, ayudar en el recreo a cuidar a los estudiantes de menor edad,  o de servicio pedagógico, la cual, contempla una acción en tiempo libre del o la estudiante que, asesorado por un docente, realiza actividades como:  elaborar material para estudiantes de cursos inferiores al suyo, ser ayudante de un profesor en la realización de una o más clases. Según sus aptitudes, clasificar textos en biblioteca según su contenido, apoyar a estudiantes menores en sus tareas, etc.

 

30.8 Suspensión de Clases:

Sanción que puede ir desde un día o más, cuando la falta cometida sea grave, o gravísima, previa advertencia al alumno e información al apoderado de la futura aplicación de la medida. La suspensión será informada al apoderado por escrito o telefónicamente, quedando siempre el registro de la sanción en el libro de clases, firmada por el estudiante. Esta sanción implica que el estudiante no podrá participar de ninguna actividad programática o extra programática durante el período que dure. Para reincorporarse a clases, el estudiante deberá obligatoriamente presentarse junto con su apoderado en Inspectoría General. En caso de no presentarse con el apoderado, el Establecimiento Educacional se comunicará con él para asegurar el cumplimiento cabal de sus compromisos.

 

30.9 Llamada al Apoderado para Asistir a Buscar al Pupilo al Colegio:

Esta medida se utilizará cuando el estudiante no logre regular su actitud indisciplinada y ponga en riesgo su integridad o la de sus compañeros y/o el normal desarrollo del proceso de enseñanza aprendizaje.

 

 

30.10 Condicionalidad:

Sanción que condiciona la matrícula del estudiante a un cambio o corrección permanente de actitud en un plazo determinado. De no cumplir con el requerimiento, la matrícula podría revocarse. La firma de este documento en el cual se informan las actitudes que se espera que el alumno alcance, se llevará a cabo con los padres y apoderados, de manera de vincularlos en el proceso formativo del niño o niña.

 

30.11 Condicionalidad Extrema:

Esta sanción se aplicará al estudiante que incurra en una falta gravísima que no sea delito. Dicha figura, permitirá al estudiante continuar con su vida escolar, pero condicionado a no cometer ninguna falta más. De lo contrario, se procederá a la no renovación de matrícula para el año siguiente. Para la aplicación de esta medida, el Director citará al apoderado y al estudiante, para informar la situación y hacerlos conscientes (a ambos) de la exigencia de no cometer nuevas faltas en lo que reste del año escolar. De igual forma, cuando un alumno acumula de situaciones de condicionalidad, éstas tendrán el mismo tenor de una falta gravísima, por lo cual el estudiante será sancionado con condicionalidad extrema. Los casos en que el estudiante que se encuentra con condicionalidad extrema y que vuelve a cometer nuevas faltas, serán evaluados por el Equipo Directivo quienes podrán aplicar la no renovación de matrícula.

 

30.12 No Renovación de Matrícula:

La Dirección del Colegio, en consulta con el Equipo Directivo y el Consejo de Profesores, podrá dar término al contrato de matrícula del estudiante, de manera que no podrá matricularse para el año siguiente. Esta figura, obedece a situaciones o faltas de carácter gravísimas o incumplimiento reiterado a la normativa y/o compromisos adquiridos, por el estudiante y/o su apoderado.

 

ART 31: PROCEDIMIENTOS DISCIPLINARIOS.

El no cumplimiento de normas y deberes por parte de los distintos actores de la comunidad escolar se traducirá en la aplicación de sanciones o procedimientos, que buscan corregir conductas, reparar daños, desarrollar aprendizajes y/o reconstruir relaciones. El proceso disciplinario se abordará de la siguiente manera:

31.1 Frente a Faltas Leves: Amonestación Verbal: Frente a las faltas leves, se procederá a conversar con el estudiante, respetando el derecho a ser oído y de apelación de él o los involucrados. Se escucharán los argumentos y se procederá al análisis de la situación. Se le señalará al estudiante los valores que afectan su acción y promoverá la reflexión por parte de él o los involucrados en el hecho. Quedará registro en la hoja de vida del estudiante. Envío de Comunicación al Apoderado: En segunda instancia, se procederá a enviar una comunicación al apoderado, con el fin de informar el hecho y de vincularlo en el proceso formativo del niño o la niña. Quedará registro en la hoja de vida del estudiante. Amonestación Escrita: De no ser efectivas las medidas anteriores de carácter formativo, se procederá a amonestar por escrito al estudiante en su hoja de vida. Firma de Compromiso: Si ni la amonestación escrita, ni el apoyo solicitado al apoderado sirven para generar un cambio de actitud en el estudiante, puesto que vuelve a cometer la falta, el profesor jefe citará al apoderado, con la finalidad de firmar un Documento de Compromiso por parte del alumno, para modificar su actitud y conducta y al apoderado para apoyar a su pupilo en este proceso. Condicionalidad de Matrícula: Si el alumno en cuestión, no respeta el compromiso firmado, la falta deja de ser leve y pasa a tener una connotación de gravedad, de manera que el paso siguiente es la condicionalidad de matrícula. Para este efecto, se citará al apoderado para informarlo y hacerlo consciente de la situación en que se encuentra su pupilo. Posteriormente el caso será evaluado por el Consejo Disciplinario de Profesores, donde se definirá la situación particular dentro del semestre o año según corresponda. Para la formalización de este procedimiento, la Subdirectora o Inspectora General junto al profesor jefe, citarán al apoderado para la toma de conocimiento de la situación.

31.2: Frente a Faltas Graves: Para las faltas graves el procedimiento y sanciones serán las siguientes: En primera instancia, respetando el derecho a ser oído y de apelación de él o los involucrados, se escucharán los argumentos y se procederá al análisis de la situación. Si la falta procediera, el Equipo Directivo evaluará los atenuantes y agravantes en el hecho para determinar la situación final. Paralelamente a esto, el estudiante tendrá un registro en su hoja de vida, será suspendido de clases entre 1 y 2 días dependiendo de la falta y se derivará al Departamento de Orientación. Para la formalización de este procedimiento, la Subdirectora o Inspectora General junto al profesor jefe, citarán al apoderado para la toma de conocimiento de la situación. Al incurrir en una segunda falta grave, se citará al apoderado para la toma de conocimiento de ésta y se procederá a la suspensión de 2 a 3 días de clases. Posteriormente el caso será evaluado por el Consejo Disciplinario de Profesores, donde se definirá la situación particular dentro del semestre o año según corresponda. Para formalización de este procedimiento, la Subdirectora o Inspectora General junto al profesor jefe, citarán al apoderado para la toma de conocimiento de la situación. Si el alumno en cuestión, vuelve a incurrir en una falta grave, ésta automáticamente dejará de ser grave y pasará a clasificarse como “Gravísima”. En este caso, el estudiante tendrá una suspensión de hasta 5 días, con posibilidad de renovación por igual período de acuerdo a la naturaleza de la falta y en arreglo a lo que la legislación vigente determine y su situación será expuesta por el Director al Consejo de Profesores, el que en base a la propuesta emanada por el equipo colegiado podrá decidir, fundamentando su respuesta, la no renovación de matrícula para el año siguiente u otra medida que les resulte pertinente. Para la formalización de este procedimiento, el Director o

 

Inspectora General junto al profesor jefe, citarán al apoderado para la toma de conocimiento de la situación. Los alumnos que mantengan la Condicionalidad durante 2 años consecutivos, dejando en evidencia un comportamiento incongruente con las normas de convivencia del Colegio expuestas en el presente Reglamento y demostrando falta de disposición al cambio de actitud, no renovarán la matrícula para el año siguiente.

31.3: Frente a las Faltas Gravísimas Si un estudiante incurre en una falta gravísima, en primera instancia y respetando su derecho a ser oído y de apelación se escucharán sus argumentos y se evaluará la situación. Si estudiados los antecedentes, la falta corresponde, efectivamente, a la clasificación “Gravísima”, se procederá a la no renovación de matrícula para el año siguiente y el estudiante tendrá una suspensión de clases de hasta 5 días, con posibilidad de renovación por igual período de acuerdo a la naturaleza de la falta y en arreglo a lo que la legislación vigente determine. Para la formalización de este procedimiento, el Director o Inspectora General junto al profesor jefe, citarán al apoderado para la toma de conocimiento de la situación. Si la falta es un delito, se procederá a la denuncia respectiva a las autoridades competentes (Fiscalía, Tribunales de Justicia, PDI o Carabineros, según corresponda), formalizando la no renovación de matrícula o expulsión del estudiante del Colegio, de acuerdo a lo que la normativa vigente autoriza. Si la falta no es un delito, el Equipo Directivo en conjunto con el Consejo de Profesores, analizarán los antecedentes existentes pudiendo éstos resolver una Condicionalidad Extrema. Dicha figura, permitirá al estudiante continuar con su vida escolar, pero condicionado a no cometer ninguna falta más. De lo contrario, atendiendo a la naturaleza de la nueva falta y en estricto apego a lo que la legislación vigente permita y apelando a la necesidad de asegurar el bienestar de la comunidad escolar, se procederá a la expulsión del estudiante. Para la formalización de esta medida, el Director junto a la Inspectora General y profesor jefe citarán al apoderado y al estudiante, para informar la situación y hacerlos consientes (a ambos) de la exigencia de no cometer nuevas faltas en lo que este del año escolar.

 

CAPÍTULO IX – DEL DERECHO A APELACIÓN

Se entiende por apelación a la solicitud formal fundamentada que presenta cualquier integrante de la comunidad escolar para anular la sanción a la cual ha sido afecto. Toda sanción establecida es susceptible de reconsideración, atendiendo a múltiples causales para su reconsideración, por lo cual, el presente Manual regulará el procedimiento que debe llevarse a cabo para su ejecución velando por el legítimo derecho de toda persona de ser escuchado.

ART 32: APELACIÓN A LAS MEDIDAS CORRECTIVAS APLICADAS. Todo alumno que haya sido sancionado por alguna medida, que no la considere justa, tiene derecho a la apelación y por ende solicitar una revisión de la aplicación de la medida correctiva. Para hacer uso de este derecho, deberá presentar por escrito una carta a la Dirección del Establecimiento en un plazo no mayor a tres días, desde el momento de haber sido notificado de la sanción. La Dirección deberá pronunciarse al respecto en un plazo no mayor de cinco días de recepcionada la apelación. Si la situación en cuestión procede una investigación, el Director contará con un plazo de 15 días hábiles para emitir un informe y resolución al respecto.

 

ART 33: APELACIÓN A LA NOTIFICACIÓN DE LA NO RENOVACIÓN DE MATRÍCULA.

Para llevar a cabo una apelación por Notificación de no Renovación de Matrícula el estudiante afectado además de su apoderado deberán enviar de manera independiente una carta firmada a la Dirección para apelar a la revocación de la sanción y además comprometerse formalmente a respetar y cumplir con rigurosidad lo establecido en el Manual de Convivencia de la institución. Dicha apelación podrá ser aceptada o rechazada previo análisis de los antecedentes que desencadenaron la medida disciplinaria. La apelación en este caso, consta de dos cartas dirigidas al Director. Una por parte del estudiante, y la otra del apoderado. El plazo para presentar la apelación es de 5 días hábiles luego de ser notificado el apoderado quien recibirá la resolución de éstas, en un plazo máximo de 7 días hábiles tras la recepción de las cartas.

 

 

CAPÍTULO X – COMUNICACIÓN ESCUELA Y HOGAR

 

ART 34: COMUNICACIÓN FAMILIA ESCUELA.

Todo estudiante debe contar con un apoderado titular y eventualmente podrá tener otro suplente, el que deberá ser debidamente oficializado. El Apoderado entregará al Establecimientos datos de contacto y emergencia tales como teléfono (fijo y móvil) y dirección, entre otras, siendo de su exclusiva responsabilidad, mantenerlo actualizado y operativo para su oportuna utilización en los casos pertinentes. La vía oficial de comunicación entre el Establecimiento Educacional y la familia es una Libreta de Comunicaciones, que el estudiante está obligado traer al Colegio todos los días. Se prohíbe a los padres y apoderados llamar a sus pupilos al celular en horarios de clases. Frente a una urgencia justificada el apoderado deberá contactarse directamente con Secretaría, quien se encargará de canalizar el requerimiento cuando corresponda. Cuando un estudiante se encuentre enfermo, deberá avisar en primer lugar al profesor a cargo del curso o en su defecto a Inspectoría, y será el Colegio el encargado de contactar al apoderado al número de urgencia registrado en su ficha de matrícula. Si un apoderado decidiera enviar a su pupilo a clases estando enfermo o indispuesto o bajo la sospecha de que pudiese estarlo, podrá comunicar en Inspectoría esta situación quien se encargará de canalizar esta información a quien corresponda para observar al estudiante y comunicarse posteriormente con el adulto responsable si es que fuese necesario, puesto que el Colegio no dispone de personal para atender demandas inmediatas si no son urgentes.

 

ART 35: REUNIONES DE APODERADOS.

Las reuniones de apoderados son instancias de comunicación y reflexión colectiva entre el Profesor Jefe y los Apoderados de un curso, en torno a los aprendizajes de los estudiantes, abarcando tanto lo académico como la convivencia escolar. Cada curso realizará la cantidad de reuniones de apoderados que se establezcan al inicio de cada año lectivo mediante el Calendario Anual Institucional y que en las temáticas que le son pertinentes forma parte integral del presente Reglamento. Las reuniones referidas se deberán desarrollar en un horario que potencie la participación activa de la mayoría de los Apoderados. Las reuniones de apoderados deberán ser planificadas y calendarizadas al comienzo del año escolar, siendo recordadas, vía comunicación escrita al apoderado, con un par de días de anticipación a la fecha de realización. En cada reunión, los apoderados recibirán un informe escrito que detalle el rendimiento académico y registros disciplinarios de su pupilo. Los apoderados que no pudiesen asistir a la reunión por motivos justificados, deberán informar por escrito respecto a su ausencia y asistir al establecimiento en horarios de atención de apoderados establecidos por el profesor jefe correspondiente, en la semana siguiente a la fecha en que se efectuó la reunión. En caso que un apoderado no asista a reunión y no justifique dicha situación será llamado por Inspectoría General para justificar formalmente dicha situación.

 

 

ART 36: ENTREVISTA CON UN DOCENTE.

Para tratar temas puntuales referidos a ámbitos académicos o de convivencia, el apoderado, uno de sus profesores u otro profesional del establecimiento, podrán solicitar una cita, en un horario prefijado en la unidad educativa. Cada docente o profesional de apoyo del Colegio, deberá fijar un horario de atención de apoderados, el cual será ser debidamente informado a las familias de los estudiantes que atiende. Será un deber de los docentes y profesionales de apoyo del Establecimiento Educacional que citen apoderados, atenderles personalmente y no podrán delegar esta función en otra persona o funcionario de la unidad educativa. Toda solicitud de reunión con un Docente o Directivo por parte de un apoderado, deberá explicitar claramente su objetivo y tema a tratar, la que se desarrollará en fecha y hora acordada por ambas partes.

 

ART 37: CONDUCTO REGULAR.

 

 

Para asegurar el derecho de los estudiantes, padres y apoderados a ser oídos se utilizará como mecanismo de comunicación el “Conducto Regular”, entendiéndose por tal, el procedimiento que debe seguir el estudiante y/o padre o apoderado para buscar alternativas de solución a los problemas y/o dificultades académicas y disciplinarias que se presenten en el transcurso de su proceso de enseñanza aprendizaje al interior del Colegio.

 

37.1 Frente a inquietudes o dificultades de índole disciplinaria, el conducto regular es el siguiente:

Profesores de asignatura

Profesor Jefe

Encargada de Convivencia

Inspectoría General

Dirección

 

37.2 Frente a inquietudes o dificultades del ámbito académico, el conducto regular es el siguiente:

Profesor de asignatura

Profesor Jefe 

Coordinadora Académica del Ciclo

Jefe de UTP

Dirección

 

CAPÍTULO XI – ACTIVIDADES CURRICULARES Y EXTRACURRICULARES

 ART 38: ACTIVIDADES CURRICULARES.

 38.1 Salidas Pedagógicas: Son actividades de aprendizaje realizadas fuera del establecimiento que se vinculan directamente con el desarrollo de una o varias asignaturas. Por ejemplo, salidas a museos, zoológicos, teatros, cines, excursiones, visitas a lugares históricos, etc. Se desarrollan en horario de clases y deben contar siempre con la supervisión de los profesores respectivos. Un protocolo específico regulará los aspectos prácticos de estas actividades y será considerado parte integral del presente Reglamento.

38.2 Actividades Extra-programáticas. Se entiende como actividad extra-programática a aquella actividad que no corresponde al Plan de Estudio vigente definida en el Proyecto Jornada Escolar Completa (JEC). Este tipo de actividades, se realizarán fuera del horario de clases, y debe responder a objetivos de una asignatura en particular o a los llamados objetivos transversales. Toda actividad de este tipo debe tener un carácter pedagógico y debe ser planificada y supervisada por un adulto, sea éste directivo, docente, asistente de la educación, apoderado u otro profesional externo de apoyo. Un protocolo específico regulará los aspectos prácticos de estas actividades y será considerado parte integral del presente Reglamento. Estas Actividades Extra programáticas, pueden ser de dos tipos:

Paseos de Curso: Actividades recreativas y de esparcimiento que se desarrollan fuera del establecimiento pudiendo o no utilizar el horario normal de clases. Deben contar con el respaldo y supervisión de uno o más apoderados y el profesor jefe del curso respectivo y realizar los trámites administrativos formales para solicitar el permiso de la Dirección Provincial de Educación si correspondiere.

Talleres Extra-programáticos: Son actividades no lectivas realizadas fuera del horario de clases y que responden a intereses y/o necesidades de los estudiantes, por lo que su participación y asistencia no es obligatoria y no incide en la evaluación de ningún sector de aprendizaje. Esta actividad es supervisada por la Dirección del Establecimiento, coordinada por un docente a cargo y desarrollada por un profesional generalmente externo, pudiendo además tener un costo adicional a la mensualidad del colegio.

 

 

CAPÍTULO XII – DEL TRANSPORTE ESCOLAR

El medio de transporte escolar que empleen las familias para custodiar el traslado desde su casa al Establecimiento Educacional de los estudiantes en caso alguno es un servicio entregado por el Colegio, por lo mismo, aparte de entregar algunas consideraciones, el Colegio bajo ninguna circunstancia se hace responsable de los contratos llevados a cabo entre particulares para poder llevar a cabo dicho tipo de servicios.

Art 39: Recomendaciones para los Padres y Apoderados. Con todo, la Administración del Colegio estima conveniente entregar las siguientes recomendaciones:

Los padres y/o apoderados deberán, al momento de contratar los servicios de transporte escolar para el traslado de sus hijos, tener en cuenta las siguientes recomendaciones: Revisar que el transporte se encuentre inscrito en el Registro Nacional de Transporte Público y Escolar.

Revisar el vehículo, si no es un bus, que sea amarillo y porte un letrero triangular sobre el techo con la leyenda “escolares”.  Que la capacidad máxima de pasajeros del vehículo debe ser informada al interior del vehículo y respetada por el conductor.

Que los asientos del vehículo deben ir hacia el frente y con un respaldo igual o superior a los 35 cm.

 Si el año de fabricación del vehículo es del 2007 en adelante, todos los asientos deben tener cinturón de seguridad.

 

Que el tiempo de viaje desde y hacia el Colegio no sea superior a una hora.

 Que si van más de 5 niños preescolares, el conductor debe ir acompañado por un adulto.

 Que los menores de 8 años no pueden ir en los asientos delanteros.

Solicitar al conductor su tarjeta de identificación, la cual debe contener los datos personales y tipo de licencia con la que cuenta (debe ser profesional clase A1 antigua o A3).

Solicitar la hoja de vida como conductor que entrega el Registro Civil ya que en él se puede revisar si el transportista ha tenido faltas graves o gravísimas como conductor, lo que es determinante a la hora de elegir el transporte para sus hijos. Revisar al conductor y al acompañante, si existiese, en el Registro Inhabilidades para trabajar con menores de edad, el cual se encuentra en la página web www.registrocivil.cl.

Suscribir un contrato por escrito, al momento de solicitar un servicio de transporte escolar para sus hijos. De esta manera, el acuerdo entre las partes será más transparente y podrá ser útil ante eventuales incumplimientos.

 

Art 40: Disposiciones del Establecimiento. Se considerará transporte escolar al servicio de traslado de estudiantes entre hogares y Colegio, que cumpla con la normativa vigente del Ministerio de Transporte y Telecomunicaciones. El Establecimiento Educacional mantendrá un registro actualizado de las personas que desarrollarán el servicio de transporte escolar para los estudiantes. Dicho registro considerará el nombre completo del transportista, su cédula de identidad, certificado de antecedentes, teléfono móvil, fecha de vencimiento de la licencia de conducir, patente del vehículo y fecha de vigencia de la revisión técnica respectiva.

El transportista se compromete a dejar y recibir a las y los estudiantes trasladados, única y exclusivamente en la puerta de entrada o en alguna zona destinada para ello en el Establecimiento. Bajo ningún motivo se dejará a los estudiantes en lugares que impliquen cruzar calles o caminar por los alrededores del Establecimiento.

Frente a cualquier dificultad o accidente acontecido durante el trayecto entre la casa del estudiante y el establecimiento, el transportista deberá informar de lo acontecido en Inspectoría General, a los apoderados de los estudiantes trasladados y si fuese necesario a carabineros o servicio de urgencia.

El contrato de servicios entre el apoderado y el transportista constituye un acto comercial privado, en el cual el Establecimiento no se hace parte.

 

 

CAPÍTULO XIII – DERIVACIONES 

ART 41: ATENCIÓN PERSONALIZADA DE ESPECIALISTAS.

El Establecimiento cuenta con un Departamento de Orientación, compuesto por una Orientadora, una Psicóloga y una Psicopedagoga. Estas profesionales, prestan un servicio de ayuda a padres, alumnos y profesores para facilitar la educación integral del niño y con ello potenciar el rendimiento escolar para alcanzar los objetivos programados. Esta instancia de ayuda apunta a diagnosticar oportunamente trastornos que alteren el aprendizaje de niños y niñas, para posteriormente derivar a especialistas externos quienes se harán cargo de los tratamientos respectivos. En caso alguno los especialistas del Colegio están disponibles para llevar a cabo tratamientos específicos, su función es diagnosticar posibles situaciones de conflicto que afecte el normal desenvolvimiento del estudiante en el Colegio y recomendar la derivación a un especialista externo para su tratamiento Con la finalidad de ayudar al niño, estas derivaciones pueden ser de carácter voluntario u obligatorio, dependiendo del nivel de gravedad que presente cada alumno, debiendo ser informadas formalmente al apoderado. Las derivaciones a especialistas como psicólogo, neurólogo, fonoaudiólogo, psicopedagogo entre otros, pueden ser un complemento a las medidas disciplinarias, por tanto se espera contar con el apoyo y responsabilidad del apoderado en los diagnósticos y tratamientos recomendados por los especialistas. A su vez, será una obligación de los padres informar los estados de avances o retrocesos en los tratamientos, de acuerdo a lo solicitado por el Establecimiento. Existirá un Protocolo específico administrado por la Unidad Técnico Pedagógico para el trabajo académico de alumnos que precisen un trabajo pedagógico diferenciado.

 

CAPÍTULO XIV – SEGURIDAD ESCOLAR

 ART 42: ACCIDENTE ESCOLAR. Los estudiantes del Colegio, pueden optar al seguro escolar contemplado en el artículo 3° de la Ley N° 16.744 por los accidentes que sufran durante sus estudios, en las condiciones y con las modalidades que se establecen en el Decreto N° 313, de 1973, del Ministerio del Trabajo. Los estudiantes gozaran del beneficio del Seguro Escolar de Accidentes, desde el instante en que se matriculen. Los efectos del seguro se suspenderán durante los períodos en que las personas indicadas no realicen sus estudios, tales como las de vacaciones o los que puedan producirse con posterioridad al egreso del establecimiento. Se considerarán también como accidente escolar, los ocurridos en el trayecto directo, de ida o regreso, entre su domicilio y el colegio. El estudiante víctima de un accidente escolar tendrá derecho a las siguientes prestaciones, que se otorgarán gratuitamente hasta su curación completa o mientras subsistan los síntomas de las secuelas causadas por el accidente:

Atención médica, quirúrgica y dental en establecimientos externos o a domicilio; Hospitalización si fuere necesario, a juicio del facultativo tratante; Medicamentos y productos farmacéuticos;

 Prótesis y aparatos ortopédicos y su reparación. Los estudiantes que tengan la calidad de alumnos regulares de establecimientos subvencionados quedarán sujetos al seguro escolar contemplado en el artículo 3° de la ley N° 16.744 por los accidentes que sufran durante sus estudios. La fiscalización y la correcta aplicación de las normas sobre Seguro Escolar son potestad de la Superintendencia de Seguridad Social. El Formulario Declaración Individual de Accidente Escolar lo puede bajar desde el sitio del Instituto de Seguridad Laboral, www.isl.gob.cl mayor información respecto al funcionamiento de los seguros escolares de accidentes la podrá encontrar en la página www.ayudamineduc.cl

Art 43: Consideraciones para el Apoderado. El traslado del estudiante afectado desde el Colegio al centro de atención respectivo, será de exclusiva responsabilidad del apoderado o familiar, sin perjuicio que la Dirección pudiera gestionar y/o realizar tal actividad, dependiendo de los medios a su disposición en el momento de ocurrido el hecho y la gravedad de la situación. En tal caso, la presencia de algún miembro del Establecimiento Educacional, cesará en el momento de hacerse presente en el lugar, el respectivo apoderado.

 

 

CAPÍTULO XVI- DISPOSICIONES ACADÉMICAS

 ART 44: DE LAS CLASES DE RELIGIÓN.

44.1 Conforme a lo establecido en el Decreto Supremo N° 924/83 del Ministerio de Educación, el cual reglamenta las clases de Religión en los Establecimientos Educacionales del país, las clases de Religión tendrán carácter de optativas para el alumno y su familia; por tanto, padres y/o apoderados deberán manifestar por escrito, en el momento de matricular a sus hijos o pupilos, si desean la enseñanza de Religión, señalando si optan por un credo determinado o bien no desean que el estudiante curse dichas clases.

44.2 Las clases de Religión que se realicen en el Establecimiento corresponderán a los programas de estudio de Religión Católica definidos por el Ministerio de Educación. No obstante, se considerará el Principio Laico definido en nuestro PEI para dar un carácter holístico, basado en el desarrollo de valores morales y espirituales propios de nuestra tradición cultural humanista occidental.

 

Art 45: De las Clases de Educación Física.

45.1 Todos los estudiantes participarán del sector Educación Física y sólo se realizarán adecuaciones curriculares ante la imposibilidad, debidamente certificada por especialistas médicos para someterse a ciertas exigencias específicas, en cuyo caso el estudiante deberá realizar un trabajo alternativo relacionado con la asignatura.

 

 

CAPÍTULO XVII – DE LOS CONSEJOS ESCOLARES

ART 46: DEFINICIÓN.

46.1 Son equipos de trabajo formados por representantes de cada estamento del Colegio para aumentar y mejorar la participación de toda la comunidad educativa y promover una vinculación más estrecha entre la familia y el quehacer escolar.

46.2 El Consejo Escolar estará compuesto, al menos, por los siguientes integrantes: un representante del Sostenedor, un representante del Director, un representante de los docentes, un representante de los asistentes de la educación, el encargado de Convivencia Escolar, el Presidente del Centro de Alumnos y el Presidente del Centro de Padres.

 

CAPITULO XVIII-CANALES DE COMUNICACIÓN.

Como establecimiento educacional Cumbres de Nos consideramos importante establecer un vínculo constante y fluido con los padres y apoderados de nuestra comunidad, de esta manera construir relaciones positivas que darán como resultado los objetivos que deseamos para nuestros alumnos.  Es por ello que necesitamos estrechar nuestros canales de comunicaciones entre los miembros de la comunidad educativa manteniendo los siguientes canales de comunicación:

Pautas para padres

Pautas para docentes

Página web: información del establecimiento educacional

–  Proceso de matrícula

–  Calendario escolar

–  Salidas pedagógicas

–  Horarios de clases

–  Reunión de apoderados

–  Reglamento interno del colegio

–  Protocolos

Reunión de centro de padres:

Consejo escolar

Mural de comunicados

Circulares mensuales

Reunión de apoderados

Atención de apoderados mensualmente por curso.

Agenda Institucional  –  Libreta de comunicación.

Correo electrónico: Comunicación directa para interactuar con apoderado sobre caso que amerite atención personal.

Facebook: Mantener informados tecnológicamente a la comunidad de educativa de eventos y actividades curriculares.

 

CAPITULO XIX- DESCRIPCIÓN DE MEDIDAS PEDAGÓGICAS PREVENTIVAS

ART 47:El establecimiento ante la ocurrencia de un hecho que importe una falta al reglamento interno de menor entidad, antes de iniciar un procedimiento sancionatorio, adoptara una o más de las siguientes medidas: 1. Diálogo formativo y correctivo: cuando un estudiante transgrede una norma, el profesor de asignatura, profesor/educadora jefe o profesionales de ayuda dialogarán con el estudiante con el propósito de que reconozca la falta, reflexione sobre ella y se incentive el desarrollo de una actitud propositiva para llegar así a establecer un compromiso de cambio.

  1. Observación negativa: registro descriptivo en el libro de clases de una falta ya sea por conducta o responsabilidad.
  2. Retiro de la sala de clases: consiste en la salida del estudiante de la sala de clases una vez que se ha agotado el diálogo y persiste en su actitud negativa o indisciplina, quedando consignado este hecho en el libro de clases. El estudiante debe dirigirse inmediatamente a la Dirección de Convivencia con su agenda, permanecer en ella el menor tiempo posible. La duración de esta medida será por un tiempo máximo de 15 minutos luego deberá reincorporarse a clases. La adopción de esta medida deberá ser informada por escrito al apoderado por el profesor jefe, inspectoría, utp, Director de Convivencia.
  3. Citación al apoderado: cuando las medidas anteriores no lograsen un cambio de conducta, el profesor jefe, profesor de asignatura, o cualquier otro profesional de la educación podrá citar a entrevista al apoderado para entregar antecedentes de la o las faltas cometidas. Se deja constancia escrita en la hoja de entrevista.
  4. Servicio Comunitario: Consiste en que el estudiante deberá asistir al establecimiento un día determinado a realizar un trabajo comunitario o académico, lo que se determinará según la naturaleza de la falta. Esto implica alguna actividad, definida por el Director de Convivencia Escolar, que beneficie a la comunidad educativa, haciéndose responsable de sus actos a través del esfuerzo personal, realizando acciones tales como: ordenar algún espacio del establecimiento, preparar y reparar materiales para clases o desarrollar trabajos académicos. El estudiante firmará en esta oportunidad un compromiso para mejorar su conducta, quedando registro escrito en la hoja de entrevista de los aspectos concretos que el estudiante debe superar. El incumplimiento de esta medida podrá ser considerado como agravante.
  5. Cambio de curso: En casos calificados por la Dirección de Convivencia el estudiante podrá ser reubicado en otro curso del mismo nivel, como una medida pedagógica, formativa o preventiva. El Director de Convivencia Escolar fundadamente, podrá proponer al equipo directivo la medida definida. Este ratificará o rechazará la propuesta. En caso que la aplicación de alguna de estas medidas pedagógicas no lograse un cambio de conducta en el alumno.

 

CAPTULO XX- CONSIDERACIONES POR INFRACCION AL REGLAMENTO

ART 48: Cualquier reclamo, denuncia o requerimiento a la escuela, deberá ser presentado por escrito por el padre, madre, apoderado y/o representante legal, de acuerdo a lo establecido en el artículo anterior de este reglamento. Al momento de presentarse y/o investigarse un posible incumplimiento a la reglamentación interna, la escuela cautelará:

  • Respetar el debido proceso, de acuerdo a los protocolos internos.
  • Presumir la inocencia de los involucrados.
  • Conocer las versiones de todos los involucrados que resulten importantes para la investigación.
  • Considerar el contexto y las circunstancias que rodearon la posible falta.
  • Reconocer el derecho a la apelación de las resoluciones que imponen sanciones disciplinarias.
  • Orientar las acciones hacia la reparación de los afectados.
  • El nivel de responsabilidad que cada uno tiene sobre sus acciones.
  • La reiteración de la falta, en especial si ésta ya ha sido sancionada.
  • El historial de antecedentes que registre la Escuela.
  • La naturaleza y extensión del daño causado

 

CAPITULO XXI- PÉRDIDA DE LA CONDICION DE APODERADO

ART 49: La condición de apoderado se perderá, sin perjuicio de la aplicación de otras sanciones, cuando:

  1. El apoderado renuncie a su condición de tal.
  2. Su ausencia sea reiterada a actividades y de formación que el Colegio convoque: reuniones de apoderados, entrevistas citadas por profesor Jefe, profesor de asignatura o cualquier otro profesional o autoridad del establecimiento.
  3. El apoderado sea responsable de actos de amenaza, difamación, ofensa, injuria, calumnia y/o agresión que involucren a cualquier miembro de la comunidad educativa por cualquier medio verbal o escrito.
  4. No acate alguna de las disposiciones contenidas en el Proyecto Educativo, reglamento de convivencia escolar o protocolos de actuación.

 

CAPITULO XXII-MEDIACION- INSTANCIAS DE ESCUCHAS,

La mediación es un proceso que busca otorgar un espacio de diálogo directo y participativo entre 2 o más personas que tienen un problema.

La idea es que conversen sobre el origen del conflicto y las consecuencias que se han derivado de él. Los interesados concurren a la realización de una o más sesiones, acompañados por un Mediador que facilita el diálogo en donde todos buscan vías de solución del conflicto.

Es una forma para resolver conflictos entre dos o más personas y donde un tercero imparcial, llamado “mediador”, ayuda a que las partes puedan encontrar por sí mismas una solución al conflicto puntual.

Para llevar a cabo se debe aplicar lo siguiente:

  1. El alumno tiene el derecho de ser escuchado.
  2. El alumno debe dejar que el alumno (a) explique el problema con el otro niño (a)
  3. El mediador debe hacer que los 2 o más personas se escuchen y se respeten entre si
  4. El mediador lo solucionará de la mejor forma para ambas partes.

 

CAPÍTULO XXIII – PROTOCOLOS

 ART 50: PROTOCOLOS DE PROCEDIMIENTOS

En conformidad a la normativa vigente y los requerimientos propios del Colegio, se establecerán PROTOCOLOS DE PROCEDIMIENTOS que permitan normalizar las formas de proceder frente a diferentes situaciones que se pueden presentar en el normal desarrollo de la convivencia entre los diferentes integrantes de la comunidad escolar. Cada protocolo se entenderá parte integrante del presente Reglamento Interno de Convivencia Escolar y estará a disposición de toda la comunidad La nómina mínima de Protocolos de Procedimientos son los que a continuación se establecen:

Protocolo de abuso sexual                                                                                                                            

Protocolo de acción ante situación de conflicto de relación entre funcionario y apoderado-apoderado y funcionario

  • Protocolo de embarazo adolecente.
  • Protocolo de acción en caso de consumo de drogas y/o alcohol en estudiantes
  • Protoco lo de actuación frente a los casos de maltrato o acoso escolar concepto de acoso escolar o bullyng ante situaciones de   
  • Protocolo de acción ante situación de salida de los estudiantes fuera de las dependencias del establecimiento
  • Protocolo de actuación en caso de sospecha o develación directa de maltrato físico.
  • Protocolo de acción en caso de accidente escolar de nuestros estudiantes
  • Protocolo para la inclusión de estudiantes trans.

Art 48: Jefe Directo Administrativo Para efectos de regulación administrativa y supervisión del cumplimiento de las normas institucionales vigentes es jefe directo de los profesores, asistentes de la educación, inspectores y personal de aseo, el profesional de la educación que ejerza el cargo de Inspector General.

Art 49: Normas Complementarias Anualmente la Subdirección, mediante la Inspectoría General dispondrá de normativas específicas que regulen y profundicen aquellos aspectos administrativos normados por el presente Reglamento. Dicha normativa será parte integrante del presente cuerpo normativo por el período de tiempo que el mismo documento defina quedando toda la comunidad educativa obligada a su cumplimiento íntegro.

Ar 50: Interpretación del Manual de Convivencia Todos aquellos aspectos referidos a la interpretación de la normativa vigente y complementaria en el presente Reglamento serán resueltos por la Subdirección y en su ausencia o imposibilidad por el Director del Colegio.

Art 51: Procedimiento para Investigaciones Internas Frente a la necesidad de llevar a cabo algún tipo de investigación producto de la denuncia formal hacia algún alumno, existirá un protocolo pertinente para regular dicha actividad y que se entenderá parte integrante del presente Reglamento.

Art 52: Última Instancia de Apelación En el caso de apelación frente a la aplicación de alguna medida disciplinaria aplicada, ésta deberá ser llevada a cabo de acuerdo a la formalidad impuesta para dicho procedimiento, siendo la Dirección del Establecimiento la última instancia de apelación institucional.

Art 53: Prelación de la Norma Vigente Cualquier modificación o implementación de normas de convivencia generada por parte de la autoridad competente externa al Colegio, luego de la publicación del presente Reglamento que pudiesen contravenir las normas vigentes o agregar nuevos elementos a los ya existentes serán considerados parte integrante del Reglamento y supondrán superioridad de prelación.

Art 54: Vigencia del Reglamento Interno de Convivencia Escolar El presente Reglamento Interno y de Convivencia Escolar del Colegio Cumbres de Nos estará vigente en el establecimiento  y página Web.

 

CAPITULO XXIV- POLÍTICAS DE INCLUSIÓN Y NO DISCRIMINACIÓN

EL COLEGIO CUMBRE DE NOS COMO INSTANCIA INCLUSIVA DE LA COMUNIDAD EDUCATIVA.

  1. El Colegio Cumbres de Nos asume, como derivación de los principios que inspiran su misión y visión de la sociedad, un compromiso con la inclusión y la no discriminación entre los miembros de su Comunidad educativa. Entender nuestro Colegio como una comunidad educativa inclusiva, implica una constante búsqueda de respuestas a la diversidad de intereses, costumbres, sensibilidades, capacidades y características de todos los miembros de la comunidad educativa, especialmente de los y las estudiantes, conformando un espacio protector en el que todos se sientan acogidos y valorados como sujetos únicos e individuales. La inclusión educativa que promueve el Colegio, apunta a eliminar toda forma de exclusión social como consecuencia de las actitudes y respuestas ante la diversidad social, cultural y natural.
  2. A diferencia de la integración escolar, en la que los estudiantes deben adaptarse a un sistema que ya está definido, la inclusión educativa implica que es la escuela la que hace sus mejores esfuerzos para adecuar su estructura y con ello facilitar la enseñanza y el aprendizaje en y para la diversidad. Es esto lo que permite asegurar la igualdad de oportunidades y entender la educación como un derecho relacionado con el acceso, la permanencia, la participación y los logros de todos los estudiantes, con especial énfasis en aquellos que, por diferentes razones, están excluidos o en riesgo de ser marginados. Su objetivo es brindar respuestas apropiadas al amplio espectro de necesidades de aprendizaje, tanto en entornos formales como no formales de la educación, pero siempre en el contexto delimitado por este Reglamento y los principios que inspiran la formación del Colegio.
  1. Es importante señalar que no se trata de brindar el mismo e idéntico trato hacia todas las personas, dado que existen relaciones de mayor o menor cercanía o formalidad que implican formas distintas de relacionarse, sino de reconocer y garantizar, para cada una de ellas, igualdad de derechos y oportunidades.
  1. Este compromiso con la educación inclusiva se abordará mediante la implementación permanente de dos tareas simultáneas: por una parte, establecer prácticas y estrategias inclusivas y, por otra, erradicar las expresiones de discriminación que se reproducen en el espacio escolar, todo ello de conformidad a la Ley y a las normas de este Reglamento.

 

CAPITULO XXV- PROHIBICIÓN DE ACTOS QUE CONSTITUYAN DISCRIMINACIÓN ARBITRARIA.

  1. El Colegio Cumbres de Nos, fundado en los principios cristianos que lo inspiran, asume el compromiso con la Comunidad educativa de prevenir, evitar y prohibir conductas que puedan ser calificadas como discriminación arbitraria.
  2. Se entiende por discriminación arbitraria, en el contexto escolar, toda distinción, exclusión o restricción que carezca de justificación razonable, efectuada por y hacia algún miembro de la Comunidad educativa, que cause privación, perturbación o amenaza en el ejercicio legítimo de los derechos fundamentales establecidos en la Constitución Política de la República o en los tratados internacionales sobre derechos humanos ratificados por Chile y que se encuentren vigentes, en particular cuando se funden en motivos tales como la raza o etnia, la nacionalidad, la situación socioeconómica, la sindicación o participación en organizaciones gremiales o la falta de ellas, el sexo, la orientación sexual, la identidad de género, el estado civil, la edad, la filiación, la apariencia personal y la enfermedad o discapacidad.

 

  1. Ni el Estado, ni el Colegio ni ningún miembro de la Comunidad educativa podrán discriminar arbitrariamente a los demás miembros de la Comunidad educativa.

 

  1. Es deber del Colegio, padres, madres, apoderados y alumnos, y de la Comunidad educativa en general, crear las condiciones de respeto y de tolerancia a las distintas expresiones e identidades que coexisten en el Colegio.

 

  1. La determinación de responsabilidades y sanciones que se originen con ocasión de actos que signifiquen discriminación arbitraria, se regirá por las reglas establecidas para la buena convivencia escolar, señaladas en el en este Reglamento, sin perjuicio de los demás derechos que garantiza la ley.

 

CAPITULO XXVI- PROTOCOLOS

I.-  ABUSO SEXUAL

INTRODUCCIÓN

El Abuso Sexual Infantil es una realidad a la que muchos no quisiéramos vernos nunca expuestos; sin embargo es un flagelo que convive cotidianamente con nosotros. Niños y niñas, sin importar el lugar donde viven ni su edad, son afectados diariamente por este grave problema, ya sea dentro de su familia o fuera de ella. La prevención y acción frente al Abuso Sexual Infantil es una tarea ineludible del sistema escolar y de la comunidad educativa en su conjunto, ya que es en este ámbito donde se espera contribuir a que los y las estudiantes alcancen un desarrollo afectivo y social pleno y saludable. El colegio Cumbres de Nos realiza un trabajo preventivo sistemático en relación al adecuado desarrollo integral en autoconocimiento, sexualidad y afectividad, con niños/as, docentes, padres y apoderados, sin embargo hemos advertido necesario diseñar un Protocolo de Acción y Prevención frente a posibles casos de Abuso Sexual Infantil que puedan presentarse en los colegios.

 Uno de los objetivos planteados en el Proyecto Educativo Institucional del Colegio Cumbres  de Nos es entregar herramientas que permitan a los alumnos desarrollarse en forma integral. Para ello nuestros colegios deben ser espacios protectores para todos los niños/as y adolescentes, especialmente para aquellos que presenten algún tipo de vulneración de derechos como puede ser el Abuso Sexual Infantil.

 Este Protocolo de Acción y Prevención da a conocer estrategias y acciones para contribuir a la disminución de la incidencia y prevalencia de este problema en las comunidades educativas.

 I Objetivos:

  • Clarificar y unificar los conceptos básicos más importantes sobre abuso sexual infantil: definición, tipologías, indicadores, etc.
  • Aunar criterios respecto de los procedimientos a seguir en casos de agresión sexual infantil dentro o fuera de los colegios.
  • Aclarar y motivar a todos los funcionarios/as de la institución sobre su papel en la prevención y detección del abuso sexual infantil.
  • Visualizar las instancias preventivas que desarrolla el Colegio Cumbres de Nos frente al abuso sexual, respecto a la formación de sus alumnos, apoderados y docentes.
  • Aunar criterios respecto de los procedimientos y espacios al interior del colegio que generan un ambiente preventivo y protegido frente al abuso sexual.
  • Definir los procesos de detección y notificación, indicando cuándo, cómo y a quién debe comunicarse la situación observada.
  • Promover respuestas coordinadas entre las diferentes entidades de la Comunidad Educativa (Dirección, Coordinadores, Inspectoría, Docentes, etcétera).

 

  1. Protocolo de Acción frente al Abuso Sexual Infantil:

 II.1. Responsabilidad de los Colegios Las principales responsabilidades de los directores, equipos directivos y comunidades educativas de cada colegio son:

  • Detección y notificación de situaciones de riesgo de agresión sexual infantil.
  • Seguimiento de niños o niñas y sus familias, en aquellos casos en que se ha detectado riesgo o cuando los alumnos han sido vulnerados en sus derechos. Entendemos seguimiento por “todas aquellas acciones (pregunta directa al apoderado, llamada telefónica, visita domiciliaria, informe escrito u oral de alguna institución de la red, etc.) que permita conocer la evolución de la situación de vulneración de derecho pesquisada”.
  • Orientación y apoyo a las madres y padres sobre dificultades en la crianza de sus hijos. Los equipos de los colegios deben dar a conocer las situaciones detectadas y no dejar que permanezcan ocultas. Cuanto antes se notifique, antes se podrán activar los recursos necesarios para atender al niño/a y a su familia, evitando el agravamiento y cronicidad del posible abuso sexual.

II.2. Marco Legislativo En la legislación chilena es la Constitución Política la que asegura en el Artículo 19 Nº1, el derecho de todas las personas a la vida, la integridad física y psíquica, siendo, por tanto, sujetos de dicha protección todos los individuos de la especie humana, cualquiera sea su edad, sexo, estirpe o condición.

En relación a la obligación de denunciar hechos con características de abuso sexual infantil, cabe destacar que tanto la Ley de Menores como el Código Procesal Penal establecen la obligación para los funcionarios/as públicos, directores/as de establecimientos educacionales públicos o privados y profesores/as, de denunciar estos hechos. Dicha obligación debe ser cumplida dentro de las 24 horas siguientes a las que se tuvo conocimiento de los hechos, sancionándose su incumplimiento en el Artículo 177 del Código Procesal Penal en relación con el Artículo 494 del Código Penal, con la pena de multa de 1 a 4 UTM. La Ley Nº19.968 que crea los Tribunales de Familia plantea, además, que será este tribunal el que abordará los hechos en los cuales aparezcan vulnerados los derechos de los niños/as, así como también las causas relativas a abuso sexual infantil, no constitutivos de delito.

 

II.3. Descripciones Generales

II.3.1. Definición del Abuso Sexual: El Abuso Sexual Infantil es el contacto o interacción entre un niño/a con un adulto, en el cual el menor es utilizado(a) para satisfacer sexualmente al adulto. Pueden ser actos cometidos con niños/as del mismo o diferente sexo del agresor. Es un delito y se castiga por la ley ya que viola los derechos fundamentales del ser humano, en especial cuando son niños o niñas.

II.3.2. Tipos de Abuso Sexual:

II.3.2.1. Abuso sexual propio: es una acción que tiene un sentido sexual, pero no es una relación sexual y la realiza un hombre o una mujer hacia un niño/a. Generalmente consiste en tocaciones del agresor/a hacia el niño/a o de estos al agresor/a, pero inducidas por él mismo/a.

II.3.2.2. Abuso sexual impropio: es la exposición a niños/as de hechos de connotación sexual, tales como:

  • Exhibición de genitales.
  • Realización del acto sexual.
  • Masturbación.
  • Sexualización verbal.
  • Exposición a pornografía.

II.3.2.3. Violación: es todo acto de penetración por vía genital, anal u oral, que se realiza sin el consentimiento de la víctima, la que puede ser un niño/a menor de 12 años (según establece el Código Penal).

II.3.2.4. Estupro: es la realización del acto sexual aprovechándose de la inexperiencia sexual de la víctima o que se basa en una situación de abuso de autoridad, pudiendo ser víctimas niños/as que tengan entre 12 y 18 años. También existe estupro si dicha acción se realiza aprovechándose de una relación de dependencia que la víctima tiene con el agresor, sea esta de carácter laboral, educacional o de cuidado, o bien si la engaña abusando de la inexperiencia o ignorancia sexual de la víctima.

II.3.3. Posibles Víctimas de Abuso Sexual Infantil: Puede ser cualquier niño/a, no existe un perfil o característica especial. Se da en todas las edades, contextos sociales, religiones y niveles socioculturales. No obstante, se han identificado algunos factores de riesgo que favorecen el surgimiento y mantención de situaciones de abuso sexual infantil:

  • Falta de educación sexual.
  • Baja autoestima.
  • Carencia afectiva.
  • Dificultades en el desarrollo asertivo.
  • Baja capacidad para tomar decisiones.
  • Timidez o retraimiento.

II.3.4. Consecuencias del Abuso Sexual Infantil: Múltiples son las consecuencias del Abuso Sexual Infantil y pueden variar de un niño/a a otro, dependiendo de sus propias características. Es común que el abuso sexual afecte el desarrollo integral de un niño/a tanto a nivel físico como psicológico y social. Por ello se detallarán de forma general una serie de secuelas, con el fin de dimensionar la importancia de prevenir que los niños/as sufran tan grave vulneración: Consecuencias emocionales Consecuencias cognitivas Consecuencias conductuales A corto plazo o en período inicial a la agresión

  • Sentimientos de tristeza y desamparo.
  • Cambios bruscos de estado de ánimo.
  • Irritabilidad.
  • Rebeldía.
  • Temores diversos.
  • Vergüenza y culpa.
  • Ansiedad
  • Baja en rendimiento escolar.
  • Dificultades de atención y concentración.
  • Desmotivación por tareas escolares.
  • Desmotivación general.
  • Conductas agresivas.
  • Rechazo a figuras adultas.
  • Marginalidad.
  • Hostilidad hacia el agresor.
  • Temor al agresor.
  • Embarazo precoz.
  • Enfermedades de transmisión sexual. A mediano plazo
  • Depresión enmascarada o manifiesta.
  • Trastornos ansiosos.
  • Trastornos de sueño: terrores nocturnos, insomnio.
  • Trastornos alimenticios: anorexia, bulimia, obesidad.
  • Distorsión de desarrollo sexual.
  • Temor a expresión sexual.
  • Intentos de suicidio o ideas suicidas.
  • Repitencias escolares.
  • Trastornos de aprendizaje
  • Fugas del hogar.
  • Deserción escolar.
  • Ingesta de drogas y alcohol.
  • Inserción en actividades delictuales.
  • Interés excesivo en juegos sexuales.
  • Masturbación compulsiva.
  • Embarazo precoz.
  • Enfermedades de transmisión sexual. A largo plazo
  • Disfunciones sexuales.
  • Baja autoestima y pobre autoconcepto.
  • Estigmatización: sentirse diferente a los demás.
  • Depresión.
  • Trastornos emocionales diversos.
  • Fracaso escolar.
  • Prostitución
  • Promiscuidad sexual.
  • Alcoholismo.
  • Drogadicción.
  • Delincuencia.
  • Inadaptación social.

II.3.5. Perfil del Abusador/a Sexual:

  • Si bien puede que no tenga el aspecto de un delincuente, lo es.
  • No es necesariamente una persona enferma (con discapacidad física y/o mental), drogadicta o alcohólica.
  • Puede ser una persona respetada y admirada por la familia, comunidad, escuela, etc.
  • Puede ser hombre, mujer, adulto o adolescente.
  • Generalmente es alguien familiar, cercano o del entorno, que tiene una diferencia significativa de poder, ya que el niño/a nunca es libre para otorgar su consentimiento. Él o ella usan la coerción para someter y doblegar (fuerza, seducción, engaño, chantaje, manipulación).

II.4. Señales de Alerta: Las señales de alerta son signos o síntomas de disfuncionalidad o anomalía en el desarrollo físico y/o psíquico del niño/a que no corresponden con el momento evolutivo del mismo y que no responden a causas orgánicas. Indican que algo sucede y que el niño/a está somatizando lo que le ocurre. Obviamente, estos síntomas no dicen nada por sí mismos si se presentan de manera aislada y de forma puntual. Pasan a ser señales de alerta cuando van asociadas (existe más de un síntoma) y/o son persistentes en el tiempo. Además de los indicadores físicos o psicológicos presentes en niños/as o adolescentes, lo que también nos puede indicar la posibilidad de existencia de una situación de abuso sexual infantil, es la actitud de los padres, madres y/o responsables del niño/a ante la intervención de los profesionales frente a las señales de alerta. Si ante una señal de alerta, la actitud de ellos/as no es de solicitud de apoyo o de colaboración ante la propuesta de intervención y lo que 11 ocurre es un dejo de indiferencia, rechazo u omisión de las indicaciones de la intervención, podemos pensar en una posible situación de Abuso Sexual Infantil. 

II.4.1. Indicadores Físicos:

  • Dolor o molestias en el área genital.
  • Infecciones urinarias frecuentes.
  • Cuerpos extraños en ano y vagina.
  • Retroceso en el proceso de control de esfínter, es decir, se orinan (eneuresis) o defecan (encopresis).
  • Comportamiento sexual inapropiado para su edad, tales como: masturbación compulsiva, promiscuidad sexual, exacerbación en conductas de carácter sexual.
  • Se visten con varias capas de ropa o se acuestan vestidos.

II.4.2. Indicadores Emocionales, Psicológicos y Conductuales:

  • Cambios repentinos en conducta y/o en el rendimiento escolar.
  • Dificultad en establecer límites relacionales, tales como: desconfianza o excesiva confianza.
  • Resistencia a regresar a casa después del colegio.
  • Retroceso en el lenguaje.
  • Trastornos del sueño.
  • Desórdenes en la alimentación.
  • Fugas del hogar.
  • Autoestima disminuida.
  • Trastornos somáticos (dolor de cabeza y/o abdominal, desmayos).
  • Ansiedad, inestabilidad emocional.
  • Sentimientos de culpa.
  • Inhibición o pudor excesivo.
  • Aislamiento, escasa relación con sus compañeros.
  • Conducta sexual no acorde a la edad, como masturbación compulsiva; verbalizaciones, conductas, juegos sexuales o conocimientos sexuales inapropiados para su edad; agresión sexual a otros niños, etc.
  • Miedo a estar solo o con algún miembro específico de la familia.
  • Intentos de suicidio o ideas suicidas.
  • Comportamientos agresivos y sexualizados. Fuente: Guía Educativa en Prevención del Abuso Sexual a Niños y Niñas, Ministerio de Justicia 2012, Chile.

 

II.5. Procedimientos de Acción ante el Abuso Sexual

II.5.1. Para tener en cuenta:

  • No notificar un caso de abuso sexual infantil nos hace cómplices de esta situación. La conducta pasiva de los equipos frente a la sospecha de abuso puede significar la pérdida de la vida del niño/a o la mantención de la situación de abuso, la cual puede tener consecuencias nefastas para él/ella.
  • Revelar una situación de abuso no implica denunciar a otra persona, sino informar la situación y trasladar la información del ámbito privado de la familia del niño/a al ámbito público, facilitando así las intervenciones que permiten detener la violencia y reparar el daño causado.

 

II.5.2. Situación de abuso sexual de un alumno por parte de una persona externa al colegio

  1. a) Conversar con el niño/a: a. Si un niño/a le entrega señales que desea comunicarle algo delicado y lo hace espontáneamente, invítelo a conversar en un espacio que resguarde su privacidad.
  2. Manténgase a la altura física del niño/a. Por ejemplo, invítelo a tomar asiento.
  3. Haga todo lo posible por ser empático y mantenga una actitud tranquila.
  4. Procure que el niño/a se sienta escuchado, acogido, creído y respetado a medida que va relatando los hechos. No interrumpa, no lo presione, no haga preguntas innecesarias respecto a detalles.
  5. Intente trasmitirle al niño/a que lo sucedido no ha sido su culpa.
  6. No cuestione el relato del niño. No enjuicie.
  7. No induzca el relato del niño/a con preguntas que le sugieran quién es el abusador/a.
  8. Si el niño/a no quiere hablar, no lo presione. Respete su silencio.
  9. Registre en forma textual el relato del niño (esto puede servir como evidencia al momento de denunciar).
  10. b) Pedir apoyo a los profesionales del área social del establecimiento (psicólogo/a, asistente social), ya que ellos son personas competentes para manejar este tipo de situaciones. Es muy importante evitar -en todo momento- contaminar el discurso del niño/a, por lo cual este procedimiento requiere de un delicado abordaje.
  11. c) Informar inmediatamente al Director/a del establecimiento, quien junto al equipo directivo y psicosocial definirán líneas a seguir (denuncia, redacción de oficio u informe, traslado al hospital).
  12. d) Informar al apoderado/a: se debe citar al apoderado/a y comunicarle sobre la información que se maneja en el colegio. Además de comunicar que dicha situación será derivada a la Institución competente para su evaluación y futuras sanciones en caso de que estas correspondan. (Ver II.6). En el caso que sea el mismo apoderado/a el sospechoso de cometer el abuso, se sugiere no entrevistarlo/a, ya que tienden a negar los hechos o a retirar a los alumnos de los establecimientos.
  13. g) Una vez que el caso esté en las Instituciones especializadas, serán ellos (profesionales especializados) quienes se encargarán de indagar y sancionar si corresponde.

 

II.5.3. Situación de Abuso Sexual de un alumno por parte de un profesor o funcionario del establecimiento educacional:

  1. El funcionario/a que toma conocimiento de alguna situación de abuso sexual de un alumno por parte de un profesor o funcionario del establecimiento educacional deberá informar inmediatamente al Director/a del colegio, no más allá de 24 horas de conocido el hecho.

El Director/a deberá adoptar medidas para que se establezcan las eventuales responsabilidades, instruyendo de esa manera los procesos disciplinarios que correspondan.

El Director/a del colegio deberá disponer como una medida administrativa inmediata de prevención la separación del eventual responsable de su función directa con los alumnos/as y reasignarle labores que no tengan contacto directo con niños/as. Esta medida tiende no sólo a proteger a los alumnos sino también al denunciado/a, en tanto no se clarifiquen los hechos. Sin perjuicio de lo anterior, el Director/a es el responsable de denunciar formalmente ante la Justicia e Institución especializada.

  1. Informar al apoderado/a: se debe citar al apoderado/a y comunicarle sobre la información que se maneja en el colegio. Además de comunicar que dicha situación será derivada a la Institución competente para su evaluación, intervención y apoyo psicológico. (Ver II.6).
  2. Una vez que el caso esté en las Instituciones especializadas, serán ellos (profesionales especializados) quienes se encargarán de indagar y sancionar si corresponde.

 

II.5.4. Situación de abuso Sexual de un estudiante por parte de otro estudiante: Teniendo en consideración que todos los alumnos/as pertenecen a la comunidad escolar, y que los niños/as involucrados se encuentran en pleno desarrollo, es responsabilidad de cada colegio dar cumplimiento a un procedimiento adecuado, que resguarde la integridad de los menores y asegure el bienestar psicológico y físico de cada involucrado.

 

Con alumno que sufrió agresión:

1.a) Conversar con el niño/a que sufrió agresión: Si un niño/a le entrega señales que desea comunicarle algo delicado y lo hace espontáneamente, invítelo a conversar en un espacio que resguarde su privacidad.

1.b) Manténgase a la altura física del niño/a. Por ejemplo, invítelo a tomar asiento.

1.c) Haga todo lo posible por ser empático y mantenga una actitud tranquila.

1.d) Procure que el niño/a se sienta escuchado, acogido, creído y respetado a medida que va relatando los hechos. No interrumpa, no lo presione, no haga preguntas innecesarias respecto a detalles.

1.e) Intente trasmitirle al niño/a que lo sucedido no ha sido su culpa.

1.f) No cuestione el relato del niño. No enjuicie.

1.g) No induzca el relato del niño/a con preguntas que le sugieran quién es el abusador/a.

1.h) Si el niño/a no quiere hablar, no lo presione. Respete su silencio.

1.i) Registre en forma textual el relato del niño (esto puede servir como evidencia al momento de denunciar).

2) Pedir apoyo a los profesionales del área social del establecimiento (psicólogo/a, asistente social), ya que ellos son personas competentes para manejar este tipo de situaciones. Es muy importante evitar -en todo momento- contaminar el discurso del niño/a, por lo cual este procedimiento requiere de un delicado abordaje.

3) Informar inmediatamente al Director/a del establecimiento, quien junto al equipo directivo y psicosocial definirán líneas a seguir (denuncia, redacción de oficio u informe, traslado al hospital).

4) Informar al apoderado/a que sufrió agresión: se debe citar al apoderado/a y comunicarle sobre la información que se maneja en el colegio. Además de comunicar que dicha situación será derivada a la Institución competente para su evaluación y apoyo psicológico. (Ver II.6).

5) Una vez que el caso esté en las Instituciones especializadas, serán ellos (profesionales especializados) quienes se encargarán de indagar y sancionar si corresponde.

 

Con alumno que cometió agresión

1.a) Conversar con el niño/a: Manteniendo un actitud empática y tranquila.

1.b) No interrumpa, no lo presione, no haga preguntas innecesarias respecto a detalles.

1.c) No cuestione el relato del niño. No enjuicie.

1.d) No induzca el relato del niño/a con preguntas que le sugieran que es el abusador/a.

1.e) Si el niño/a no quiere hablar, no lo presione. Respete su silencio.

1.f) Registre en forma textual el relato del niño (esto puede servir como evidencia al momento de denunciar).

2) Pedir apoyo a los profesionales del área social del establecimiento (psicólogo/a, asistente social), ya que ellos son personas competentes para manejar este tipo de situaciones. Es muy importante evitar -en todo momento- contaminar el discurso del niño/a, por lo cual este procedimiento requiere de un delicado abordaje.

3) Informar inmediatamente al Director/a del establecimiento, quien junto al equipo directivo y psicosocial definirán líneas a seguir (denuncia, redacción de oficio u informe, traslado al hospital).

4) Informar al apoderado/a: se debe citar al apoderado/a y comunicarle sobre la información que se maneja en el colegio. Además de comunicar que dicha situación será derivada a la Institución competente para su evaluación, intervención y tratamiento psicológico.  (Ver II.6).

5) Una vez que el caso esté en las Instituciones especializadas, serán ellos (profesionales especializados) quienes se encargarán de indagar y sancionar si corresponde.

 

 

II.6. Dónde Denunciar Si sospecha o tiene evidencias de que un niño/a o adolescente ha sido o está siendo abusado/a sexualmente, debe concurrir o comunicarse con:

  • Comisarías de su comuna (Carabineros de Chile).
  • Policía de Investigaciones (PDI).
  • Tribunales de Familia.
  • Fiscalía.
  • Servicio Médico Legal. Además, puede obtener información y/o ayuda en:
  • 149: Fono Familia de Carabineros de Chile: entrega información y orientación sobre casos de abusos sexuales, entre otros temas. Funciona las 24 horas del día, todos los días con cobertura a nivel nacional.
  • 147: Fono niños de Carabineros de Chile: atiende llamados de niños/as y adolescentes que se sientan amenazados o vulnerados, especialmente frente a situaciones de abuso sexual. Se entrega información, orientación y se acoge la denuncia. Funciona todo el año, las 24 horas del día con cobertura a nivel nacional.
  • 800 730800: Servicio Nacional de Menores: reciben consultas sobre maltrato infantil y abuso sexual. La línea funciona de lunes a viernes de 9 a 17:30 hrs. Después las llamadas son derivadas a la Policía de Investigaciones (PDI).
  • 800 220040: Programa de Violencia Intrafamiliar y de Maltrato Infantil, de la Corporación de Asistencia Judicial: reciben denuncias y consultas sobre maltrato infantil y violencia intrafamiliar. Se entrega información, derivando el caso a la institución que corresponde, y aconsejando a quienes llaman muy afectados. Funciona de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 y de 15:00 a 18:00 hrs.
  • Oficinas de Protección de los Derechos de la Infancia (OPD): oficinas comunales que entregan información y apoyo especializado en casos de vulneración de derechos de niños/as y/o adolescentes.

 

II- PROTOCOLO DE ACCIÓN ANTE SITUACIÓN DE CONFLICTO DE RELACIÓN ENTRE FUNCIONARIO Y APODERADO– APODERADO Y FUNCIONARIO

PRESENTACIÓN.

En toda relación humana, pueden existir diferencias de opinión, las que pueden tener como consecuencias, la solución del problema o bien la agravación de la situación en cuestión. Es por esto que el siguiente Protocolo, tiene como finalidad, facilitar la forma de acción ante una situación de conflicto entre Apoderados y Funcionarios del Colegio.

Este Protocolo puede estar a disposición de toda la Comunidad educativa, ya sean Directivos, Docentes, Estudiantes y Apoderados.

 

 CONCEPTUALIZACIÓN.

Desde tiempos remotos ha existido un gran interés en las diferencias individuales, tanto por lo fascinante que resulta saber sobre la variabilidad humana como porque las distintas habilidades y comportamientos que nos diferencian ayudan a establecer nuestra propia individualidad y a predecir el comportamiento ajeno. 

Cuando hablamos de diferencias individuales, encontramos conceptos como temperamento, carácter y personalidad.

El temperamento es la base biológica del carácter, estable en gran parte y hereditario que influye en la conducta. El carácter, se refiere a la forma individual que el componente afectivo-dinámico del comportamiento adopta en el hombre, implica rasgos tanto heredados como adquiridos. La personalidad que aúna tanto el temperamento como el carácter, es relativamente estable, aunque puede experimentar algunos cambios en base al aprendizaje y la experiencia, refleja el carácter único del individuo y manifiesta en la conducta las fuerzas o disposiciones que residen en la persona.

Es en toda relación humana, que estas variables se ponen en acción, y no es el contexto escolar una excepción.

Los funcionarios de un Colegio, muchas veces pueden verse envueltos en situaciones de conflicto con la gran diversidad de Apoderados que existen en un establecimiento educativo; y la forma en cómo este afronta la situación será de mucha importancia en la respuesta del Apoderado.

Se hace entonces necesario especificar las acciones a seguir al momento de existir un conflicto entre ambos, y las sanciones que el Colegio cree pertinentes en caso de que esta falta sea grave,

Se hace prudente intervenir con las partes ante una falta de respeto la que sin duda amerita sanción; las cuales se describirán en el presente Documento.

 

MEDIDAS Y SANCIONES.

Las medidas de sanción (Estipuladas en el Reglamento Interno) son:

 1.- AGRESIÓN VERBAL POR PARTE DE APODERADO HACIA UN FUNCIONARIO: 

Ante una situación en la cual un Apoderado agreda verbalmente a un funcionario del Colegio, se hace necesario entregar una carta dirigida a la Superintendencia de Educación Provincial, manifestando tal situación ocurrida. Esta carta es redactada por el Funcionario afectado, firmando también la Dirección del Establecimiento, lo que avala su respaldo. 

El funcionario, puede solicitar por medio de carta escrita, dirigida a la Dirección del Colegio, la no atención del Apoderado, y la solicitud de no relacionarse con el agresor en Reuniones con los padres del curso, lo que puede significar la solicitud de Cambio de representante del estudiante en su formación (Apoderado), el cual accederá a dejar su condición de apoderado de manera inmediata, cuando el director y/o sostenedor del establecimiento se lo solicite, dejando como apoderado principal, al apoderado suplente en la ficha de matrícula, u otro que estime conveniente, siempre y cuando sea mayor de edad.

Toda la situación ocurrida, quedará por escrita en Libro de Actas o bitácora, a cargo de la Inspectora General del Establecimiento. Debe quedar firmado además por el funcionario agredido.

2.- AGRESIÓN FÍSICA POR PARTE DE APODERADO A FUNCIONARIO.

Ante situación de agresión física por parte de un Apoderado a un Funcionario del Establecimiento, se dejará constancia escrita de tal situación en Libro de actas o bitácora, el cual estará a cargo de la Inspectora General del Establecimiento, quién deberá dejar firmado y timbrado lo ocurrido, además de solicitar la firma del funcionario agredido. Se hace indispensable realizar un sumario interno por Dirección, además de  entregar por escrito carta a la Superintendencia de Educación Provincial, detallando el hecho ocurrido. Esta carta es redactada por el Funcionario y firmada también por la Dirección del Establecimiento, lo que avala el relato.

 Obligación de Denuncia de agresión.

La Dirección del Establecimiento en conjunto con el Funcionario agredido, deberá denunciar cualquier acción que revista caracteres de delito y que afecte a un miembro de la comunidad educativa, tales como lesiones, amenazas, entre otros. Se deberá denunciar a Carabineros de Chile, La policía de Investigaciones, las fiscalías del Ministerio Público o los Tribunales competentes, dentro del plazo de 24 horas desde que se tome conocimiento del hecho.

 

3.- AGRESIÓN VERBAL POR PARTE DE UN FUNCIONARIO HACIA EL APODERADO.

Si existiese la situación de agresión verbal por parte de un Funcionario del Establecimiento Educacional hacia un Apoderado del mismo Colegio, se notificará con una carta de amonestación escrita por el Sostenedor y / o dirección del Establecimiento

Se solicitará que el Apoderado deje por escrito tal situación, en Libro de Reclamos, el que está a cargo de Inspectoría General del Colegio.

Se solicitará al Funcionario, que sostenga entrevista con el Apoderado, en la cual, pedirá disculpas por su accionar.

Si ocurriese el hecho que el Funcionario repite su conducta, podrá evaluarse la expulsión del Funcionario del Establecimiento Educacional.

 

4.- AGRESIÓN FÍSICA POR PARTE DE FUNCIONARIO HACIA EL APODERADO.

 

Si existiese la situación de agresión física por parte de un Funcionario hacia un Apoderado del Establecimiento se evaluará su expulsión y término de Contrato del Colegio, previo sumario interno realizado por Dirección.

Se solicitará que el Apoderado deje constancia escrita por tal situación ocurrida en Libro de Reclamos del Establecimiento el que está a cargo de Inspectoría General.

 

 OBLIGACIÓN DE DENUNCIA DE AGRESIÓN.

En caso que el Apoderado decida hacer una denuncia por el hecho ocurrido, será responsabilidad del mismo llevarla a cabo a las entidades pertinentes.

 

III.- PROTOCOLO DE EMBARAZO ADOLECENTE

FUNDAMENTACIÓN

Ley Nº20 370 / 2009 (LGE) General de Educación, Art 11 señala: “El embarazo y la maternidad en ningún caso constituirán impedimento para ingresar y permanecer en los establecimientos de educación de cualquier nivel, debiendo estos últimos otorgar las facilidades académicas y administrativas que permitan el cumplimiento de ambos objetivos”

El propósito de este documento es entregar orientaciones claras de actuación frente a la situación de embarazo, maternidad y paternidad, que fortalezcan la permanencia de estos estudiantes en el colegio.

RESPECTO DEL REGLAMENTO DE EVALUACIÓN Y PROMOCIÓN:

La estudiante tendrá derecho a contar con un docente tutor (profesor jefe) quien supervisará las inasistencias, apoyo pedagógico especial, horarios de salida para amamantamiento y controles de salud y la elaboración e implementación del calendario de evaluación, resguardando el derecho a la educación de la alumna.

Funciones del tutor:

  • Ser un intermediario/nexo entre alumna(o) y profesores de asignatura para organizar la entrega de materiales de estudio y evaluaciones; supervisar las inasistencias; supervisar e informar a dirección el cumplimiento de los docentes en todos los sectores.

Apoyo pedagógico especial:

  • Supervisar entrega de materiales de estudio, supervisar entrega de calendario de evaluación alternativo cuando sea necesario, supervise entrega de guías de aprendizaje. Este apoyo se dará mientras que la alumna se ausente por situaciones derivadas del embarazo, parto, post parto, control de niño sano y enfermedades del hijo menor de un año. Acreditado por certificado médico.
  • Si el/la estudiante se ausentara por más de un día, el/la apoderado(a) deberá hacer retiro de materiales de estudio.
  • El/la estudiante tendrá derecho a acceder a un sistema de evaluación alternativo, en tanto la situación de embarazo o de maternidad/paternidad le impida asistir regularmente al establecimiento. Cada vez que la alumna se ausente por situaciones derivadas del embarazo, parto, post parto, control de niño sano y/o enfermedades del hijo menor de un año, presentando certificado médico o carné de salud, podrá acceder a una reprogramación de evaluaciones.
  • El/la estudiante tiene derecho a ser promovido(a) de curso con un porcentaje de asistencia menor a lo establecido, siempre que sus inasistencias hayan sido debidamente justificadas por: los/las médicos tratantes, carné de control de salud y cumplan con los requisitos de promoción establecidos en el reglamento de evaluación.
  • Se dará flexibilidad en las evaluaciones garantizando el logro de aprendizajes y objetivos mínimos establecidos en los Programas de Estudio.
  • La estudiante tiene derecho a ser evaluada de la misma forma que sus compañeros. El establecimiento le otorgará las facilidades necesarias para cumplir con el calendario de evaluación.

Respecto del consejo escolar:

  • El consejo escolar deberá tener conocimiento del protocolo de Retención de Estudiantes Embarazadas, Madres y Padres Adolescentes. Esto será informado en la primera reunión del consejo escolar, quedando en acta.

Respecto del Reglamento de Convivencia Escolar:

  • Se registrará la asistencia, permisos y horarios de ingreso y salida de el/la estudiante diferenciándolas etapas de embarazo, maternidad y paternidad. Para esto existirá una carpeta por alumno que estará ubicada en Inspectoría. La dirección se encargará del registro en la carpeta. En esta carpeta se deberá además archivar los certificados médicos.
  • El/la estudiante deberá presentar el carné de salud o certificado médico, cada vez que falte a clases por razones asociadas al embarazo, maternidad y paternidad. El tutor verificará en forma regular las inasistencias en carpeta de estudiante.


Respecto del Período de embarazo:

  • La estudiante tiene el derecho y deber de asistir a los controles de embarazo, post – parto y control sano de su hijo/hija en el Centro de Salud Familiar o consultorio correspondiente.
  • El/la estudiante deberá presentar el carné de salud o certificado médico correspondientes, cada vez que falte a clase por razones asociadas al embarazo, maternidad/paternidad.
  • Además deberá mantener informado a su profesor jefe/tutor. La alumna tiene derecho a asistir al baño cuantas veces lo requiera durante el embarazo, sin tener que reprimirse por ello, previniendo el riesgo de producir cualquier riesgo en la salud de la embarazada.

Respecto del Período de Maternidad y Paternidad:

  • La estudiante tiene derecho, cuando el niño o niña nazca, a amamantarlo, para esto puede salir del colegio en los recreos, o en los horarios que ella estime conveniente. Para esto corresponderá como máximo, a una hora de su jornada diaria de clase, sin considerar el tiempo de traslado. Este horario deberá ser comunicado formalmente a la dirección del colegio durante la primera semana de ingreso posterior al parto.
  • Durante el periodo de lactancia la alumna tiene derecho a la sala de primeros auxilios a extraerse leche cuando lo estime necesario.
  • Cuando el hijo/a menor de un año, presente alguna enfermedad que necesite de su cuidado específico, según conste en un certificado emitido por el médico tratante, el colegio dará, tanto a la madre como al padre adolescente, las facilidades pertinentes.

RESPECTO DE DEBERES DEL APODERADO/A:

  • El apoderado/a deberá informar al colegio la condición de embarazo, maternidad o paternidad del estudiante. El director/a o profesor/a responsable informará sobre los derechos y obligaciones, tanto del/la estudiante, como de la familia y del colegio.
  • Cada vez que el/la estudiante se ausente, el apoderado deberá concurrir al establecimiento a entregar el certificado médico. Además deberá solicitar entrevista con el tutor para la entrega de materiales de estudio y calendario de evaluaciones. El apoderado deberá mantener su vínculo con el colegio cumpliendo con su rol de apoderado/a.
  • El apoderado/a deberá firmar un compromiso de acompañamiento al adolescente, que señale su consentimiento para que el/la alumno/a asista a los controles, exámenes médicos y otras instancias que demanden atención de salud, cuidado del embarazo y del hijo/a nacido, que implique la ausencia parcial o total del/la estudiante durante la jornada de clase.
  • El apoderado/a deberá notificar al colegio de situaciones como cambio de domicilio o si el hijo/a en condición de embarazo, maternidad o paternidad quedará bajo la tutela o responsabilidad de otra persona.

Otros:

  • La estudiante tiene derecho adaptar su uniforme escolar a su condición de embarazo.
  • La alumna tiene derecho a recibir las mismas condiciones que el resto del alumnado referente al ingreso, la permanencia o progreso en el sistema.
  • En su calidad de adolescente embarazada, la alumna debe tener claro que será tratada con los mismos deberes y derechos que sus pares en relación a las exigencias académicas y conductuales.
  • La alumna deberá asistir a clases de educación física, debiendo ser evaluada de manera especial en caso de ser necesario. Después del parto, será suspendida de la clase (por su condición médica) hasta que finalice un periodo de seis semanas (puerperio). Asimismo, en casos calificados por el/la médico tratante, podrá excluirse de la actividad física. En estos casos, la alumna deberá realizar trabajos alternativos designados.

 

 

IV.- PROTOCOLO DE ACCIÓN EN CASO DE CONSUMO DE DROGAS Y/O ALCOHOL EN ESTUDIANTES

. INTRODUCCION:    El consumo de drogas y alcohol induce, a comportamientos “descontrolados” que se llevan a cabo bajo sus efectos, que llevan en muchos casos a conductas en las que no se miden los riesgos, ni las consecuencias de lo que se está haciendo. Un riesgo de las drogas y alcohol, es su capacidad de crear dependencia, psicológica o emocional y en algunos casos también física. Si se toman con frecuencia, algunas pueden provocar daños irreparables, biológicos o psicológicos. Asimismo, se pueden correr riesgos muy serios si se padece algún tipo de patología, como, por ejemplo, cardíaca o hipertensión, que puede que aún no se haya manifestado o no la haya diagnosticado el médico. El posible consumidor no sepa qué es lo que está consumiendo porque estos productos pueden ser adulterados y, por lo tanto, se sitúa ante unos imprevisibles riesgos añadidos. También existen riesgos relacionados con comportamientos que los consumos facilitan o impiden controlar (comportamientos impulsivos).

  •  ACCIONES FRENTE A SOSPECHAS DE CONSUMO DE DROGAS Y ALCOHOL Es responsabilidad de los integrantes de la comunidad educativa dar aviso al Encargado de Convivencia, o en su defecto al director, sobre la sospecha del consumo y/o tráfico, tanto de alcohol, como el de drogas, para dar curso al abordaje frente al os casos de acuerdo a lo que establece el Reglamento Interno de Convivencia y el protocolo de actuación. Los estudiantes podrán dar aviso a un adulto significativo o de confianza sobre la sospecha y quien recoja la confidencia, tiene el deber de informar al Encargado de Convivencia. Medios por los cuales se puede recoger la denuncia:
  • Comunicación informal: Conversaciones, rumores, comentarios, etc.
  • Comunicaciones formales: Reuniones, entrevistas, cartas, correos electrónicos, buzón de denuncias, que será revisado por la Encargada de Convivencia semanalmente.

 ACCIONES INMEDIATAS: Recepcionada la denuncia de sospecha de consumo o tráfico de alcohol o drogas, se realizarán las siguientes acciones en forma inmediata, con el propósito de resguardar la seguridad de él o los estudiantes y detener aumento o incremento de éste.  

  • Ante sospechas de consumo o tráfico de drogas y alcohol, el Encargado de Convivencia, o en su defecto al director, activa el presente protocolo para acoger, evaluar e investigar el caso, dentro del establecimiento educacional y para tomar las medidas respectivas en conjunto con el Equipo de gestión.
  • Entrevista con el alumno.
  • Informar al Director y al equipo de gestión.
  • Citar al apoderado para informar y/o indagar mayores antecedentes sobre el caso.
  • Conocido y aclarado el caso, la ECE en conjunto con la Dirección del establecimiento, establecen las medidas disciplinarias respectivas, contenidas en el Reglamento de Convivencia Escolar.
  • Confirmada las sospechas de consumo o tráfico la Encargada de Convivencia, solicita apoyo a las instituciones externas especializadas en la temática (SENDA PREVIENE, Carabineros, OPD, etc.).
  • En el caso de confirmar el consumo o tráfico del o los estudiantes involucrados, se informa a los apoderados en una nueva entrevista las acciones determinadas, solicitando una evaluación diagnóstica con el respectivo tratamiento de rehabilitación, hasta el alta del especialista. En este caso el apoderado debe firmar una carta compromiso en conformidad a lo establecido en el Reglamento de Convivencia.
  • Si la sospecha es comprobada, se aplicarán las medidas legales respectivas, realizando la denuncia a Carabineros y a la OPD.
  1. DESARROLLO DE ACCIONES: El Equipo de Convivencia en conjunto con los docentes que participan en el caso, son los responsables de gestionar y aplicar las acciones propuestas en el protocolo, orientadas a reparar y reinsertar a los estudiantes involucrados en la comunidad educativa. A continuación se presentan las acciones a seguir, determinando las más pertinentes a desarrollar en cada caso: Víctima del consumo o tráfico de drogas y/o alcohol:
  • Apoyo psicosocial, en consideración a las sugerencias del profesional externo o de la institución pertinente.
  • Talleres grupales de autocuidado, de autoayuda y de información problemática.
  • Socializar el presente protocolo de actuación.
  • Analizar y reflexionar en torno a sus derechos y deberes, establecidos en el Reglamento de Convivencia.
  • Socializar y analizar el presente protocolo de actuación en trabajos grupales.
  • Reflexionar en torno a sus derechos y deberes, establecidos en el Reglamento de Convivencia.
  • Fortalecer la sana convivencia al interior del grupo involucrado, de matera de favorecer la reintegración a su grupo curso y comunidad educativa.
  • Trabajo de apoyo psicosocial, en consideración a las sugerencias del profesional externo o de la institución pertinente.
  • Talleres grupales de autocuidado, de autoayuda y de información problemática. Familias:
  • Difundir el presente protocolo de actuación en trabajos grupales.
  • Talleres educativos orientados a la temática.
  • Talleres educativos orientados a las habilidades parentales, para fortalecer el proceso de rehabilitación de sus hijos.
  • Fortalecer la sana convivencia en la comunidad educativa.
  • Trabajo colaborativo en torno a la temática con el Equipo de Convivencia Escolar.
  • Reconocer los factores de riesgo en el entorno familiar y comunitario. Profesores y asistentes de la educación:
  • Difundir y analizar el presente protocolo de actuación.
  • Capacitación en torno a la temática.
  • Fortalecer la sana convivencia al interior de las salas de clase y en la comunidad educativa.
  • Trabajo colaborativo en torno a la temática con el Equipo de Convivencia Escolar.
  • Colaborar en la reinserción de los estudiantes involucrados en los cursos y comunidad educativa.
  • Fortalezcan canales de comunicación con las familias de los involucrados.

 

III. MONITOREO

 Para garantizar una reparación integral de la víctima o las víctimas, los involucrados y su entorno escolar y familiar, se realizarán las siguientes acciones: Con la víctima de Consumo:

  • Continuar el tratamiento de rehabilitación efectuadas por las instituciones externas de apoyo hasta el alta del especialista.
  • Acciones pedagógicas para reforzar el desarrollo de la resiliencia (talleres, diálogo reflexivo, refuerzo positivo, conocer y exigir sus derechos, etc.).
  • Acciones de integración y participación con la familia (reuniones, participación en talleres, actividades extraescolares del establecimiento, etc.). Con la Familia:
  • Reuniones de monitoreo para apoyar el proceso de rehabilitación desde un enfoque educativo y formativo de la víctima y su familia.
  • Solicitud de estado de avance del tratamiento de rehabilitación de la víctima y su entorno familiar.
  • Velar por el cumplimiento de las acciones educativas propuestas por el establecimiento.
  • Velar por la protección de la víctima.
  • Si existiera incumplimiento de parte de la familia con el compromiso asumido con el establecimiento educacional (carta compromiso) para apoyar a su hijo en el proceso reparatorio, se tomarán las medidas pertinentes de acuerdo lo que establece el Reglamento de Convivencia.
  • En el caso de incumplimiento de la familia respecto a las medidas de protección de la víctima, el establecimiento realizará las acciones legales respectivas. Con los estudiantes:
  • Acciones de prevención a través del currículum (Asignatura de Religión, orientación, rutina diaria, etc.) · Talleres educativos, formativos, de reflexión; ejercicio de sus derechos y deberes, autoestima, etc.
  • Intervención de redes de apoyo externas (Senda, Previene, carabineros, PDI, etc.) Con los docentes y adultos de la comunidad educativa:
  • Reuniones informativas.
  • Talleres educativos en torno a la temática.
  • Talleres de autocuidado.
  • Refuerzo positivo de sus habilidades.
  • Reforzar los factores protectores de la comunidad educativa. Con los padres y apoderados:
  • Talleres educativos, informativos en torno a la temática.
  • Solicitud de estados de avance de los especialistas.
  • Difundir el presente protocolo.
  • Monitoreo por medio de encuestas de evaluación sobre los factores riesgo y de protección.

 

  1. PREVENCIÓN

Para favorecer la prevención de estos fenómenos sociales, el establecimiento centra su quehacer en el proceso de formación de los estudiantes:

  • Por medio del currículum con el desarrollo de los objetivos de aprendizaje transversales y los objetivos de aprendizaje verticales en forma transversal.
  • Regulación de los espacios informales de la convivencia.
  • La actualización y difusión permanente del presente documento y del Reglamento de Convivencia Escolar con todos los actores educativos.
  • Mantención de los sistemas de redes de apoyo internas y externas del establecimiento educacional.
  • Procedimientos actualizados y activos para identificar y abordar en forma oportuna y preventiva los factores de riesgo.
  1. REDES DE APOYO:

Carabineros de Chile: Teléfonos: – 133 Emergencia – 139 Informaciones – 147 Fono niños – 149 Fono familia 46ª Comisaría de Carabineros de San Bernardo CUADRANTE N°: -FONO: SENDA PREVIENE http://www.senda.gob.cl/ FONO: 188 800 100 800 celulares: 800 22 18 18 128

 

V.- PROTOCOLO DE ACTUACION FRENTE A LOS CASOS DE, MALTRATO O ACOSO ESCOLAR CONCEPTO DE ACOSO ESCOLAR O BULLYING

 “La ley 20.536 lo define como todo acto de agresión u hostigamiento reiterado, realizado por estudiantes que atenten en contra de otro estudiante, valiéndose de una situación de superioridad o de indefensión de la víctima, que le provoque maltrato, humillación o temor fundado de verse expuesta a un mal de carácter grave. Estos actos agresivos pueden ser cometidos por un solo estudiante o por un grupo, y puede ser tanto dentro como fuera del establecimiento educacional”. Formas de acoso escolar

  • Acoso directo. Es la forma más común entre los niños. Peleas y agresiones físicas.
  • Acoso indirecto. Suele ser más común entre las niñas y en general a partir del pre- adolescente. Se caracteriza por pretender el aislamiento social. Este aislamiento se consigue mediante técnicas variadas que incluyen: difundir rumores, rechazar el contacto social con la víctima, amenazar a los amigos, hacer críticas de la persona aludiendo a sus rasgos físicos, grupo social, forma de vestir, religión, raza, discapacidad, entre otros.
  • Bullying Físico Incluye toda acción corporal. Es la forma más habitual de Bullying. En los últimos años, el Bullying físico se ha mezclado con una frecuencia alarmante, con diversas formas de abuso sexual. Se identifica porque suele dejar huellas corporales.
  1. a) Directo. Golpes, empujones, patadas, formas de encierro, escupir
  2. b) Indirecto. Daño a pertenencias, robar, romper, esconder cualquier clase de objeto
  • Bullying Verbal Incluyen acciones no corporales con la finalidad de discriminar, difundir chismes, realizar acciones de exclusión, bromas insultantes y repetidas. Los niños y jóvenes son mucho más sensibles que los adultos ante estas cuestiones. La opinión de los padres constituye una parte esencial entre los factores que ayudarán a formar la identidad y la personalidad. Es más utilizado por las mujeres mientras se van acercando más a la adolescencia.
  1. a) Directo. Poner apodos, insultar, amenazar, burlarse, reírse, entre otros.
  2. b) Indirecto. Generar rumores raciales o sexistas, malos comentarios, hablar mal.
  • Bullying Psicológico Son las más difíciles de detectar ya que son formas de agresión, amenaza o exclusión que se llevan a cabo a espaldas de cualquier persona que pueda advertir la situación, por lo que el agresor puede permanecer en el anonimato. Se usa frecuentemente para subrayar, reforzar o resaltar acciones llevadas a cabo con anterioridad y mantener latente la amenaza. Incrementan la fuerza del maltrato, pues el agresor exhibe un poder mayor al mostrar que es capaz de amenazar aunque esté “presente” una figura de autoridad. En el agredido aumenta el sentimiento de indefensión y vulnerabilidad, pues percibe este atrevimiento como una amenaza que tarde o temprano se materializará de manera más contundente. Pueden consistir en una mirada, una señal obscena, una cara desagradable, un gesto, entre otros. También dentro de este hay un tipo de Bullying que se conoce como Bullying racista que se da cuando el maltrato hace referencia a los orígenes de la víctima.
  • Bullying Sexual Es cuando se presenta un asedio, inducción o abuso sexual. Se da cuando el maltrato hace referencia a partes íntimas del cuerpo de la víctima.
  • Bullying Homófobo que se da cuando el maltrato hace referencia a la orientación sexual de la víctima o las que se intentan justificar por motivos de homosexualidad, real o imaginaria.

 

 

  • Bullying Social Pretende aislar al joven del resto del grupo, cuando se ignora, se aísla y se excluye al otro. Directo. Excluir, no dejar participar a la víctima en actividades, sacarlos del grupo. Indirecto. Ignorar, tratar como un objeto, como si no existiera o ver que no está ahí. El establecimiento determina que es el Encargado de Convivencia el responsable de acoger la denuncia de sospecha de bullying y aplicar el presente protocolo de actuación, hasta superar la situación con respaldo de documentación y acciones tomadas durante el proceso reparatorio.

MEDIOS POR LOS CUALES SE INFORMARÁ LA SOSPECHA DE BULLYING: Dialogo: Informal (conversaciones, rumores, comentarios, etc.), formal (entrevistas, reuniones, etc.) Medio escrito: Carta anónima, comunicación, correo electrónico, buzón, protocolo de derivación, etc.

PASOS A SEGUIR A PARTIR DE LA DENUNCIA DE SOSPECHA DE BULLYING

  • Detección; Responsable: Integrante de Comunidad Educativa. – Al constatar la situación alerta a los responsables.
  • Evaluación preliminar de la situación; Responsable: Directivo o docente que acoge la situación. – Aplicación pauta indicadores de urgencia. – Informar autoridad del establecimiento.
  • Adopción de medidas de urgencia para implicados; Responsable: Directivo o docente que acoge la situación. – Informar a las familias. – Derivar atención médica. – Alertar al equipo técnico y autoridad establecimiento. – Informar según corresponda: Carabineros, PDI, SENAME y otros.
  • Diagnóstico de acoso escolar; (Abuso de poder, entre pares, recurrencia en el tiempo) Responsable: Equipo Técnico. – Información pauta indicadores de urgencia. – Entrevista actores claves. – Reconstrucción hechos. – Aplicación cuestionario. – Análisis del contexto. – Elaboración de informe concluyente. – Informar al sostenedor y Mineduc.

 

VI.- PROTOCOLO DE ACCIÓN ANTE SITUACIÓN DE SALIDA DE LOS ESTUDIANTES FUERA DE LAS DEPENDENCIAS DEL ESTABLECIMIENTO

PRESENTACIÓN

Para educar a un estudiante, es necesario buscar la forma de que el aprendizaje sea lo más significativo posible, es decir que el niño o adolescente logre adquirir el conocimiento y que este permanezca en el tiempo. En muchas ocasiones, los docentes tienen la necesidad de enseñar a los estudiantes las materias de una forma diferente y novedosa, para lo cual muchas veces optan por salidas educativas fuera del Establecimiento.

Ante esta situación, es que se hace necesario tener como Colegio un Protocolo de Acción que permita saber de la mejor forma posible los pasos a seguir ante salidas fuera del Establecimiento Educativo. Esto podrá ser una guía a seguir de cómo actuar para llevar a cabo la programación de la actividad.

Acción ante salidas

Ante situación de salida de los estudiantes fuera de las dependencias del Establecimiento, la forma de actuar es la siguiente:

  • Profesor de la Asignatura, realiza propuesta de salida a Jefes de UTP de establecimiento educativo. Esta propuesta debe tener los siguientes detalles:
  • Planificación de la salida pedagógica
  • Objetivo de la salida.
  • Lugar de destino.
  • Fecha de la salida.
  • Horario de salida.
  • Horario de llegada al Establecimiento.
  • Medio de transporte.
  • Quienes serán las personas (adultos responsables) que acompañaran al curso en esta salida.
  • Implementación necesaria para la salida.
  • La propuesta debe ser presentada a Dirección del Establecimiento y/o Sostenedor del mismo. Sólo con la plena autorización de ellos es posible realizar la salida.
  • Posterior a lo anterior, se enviará Oficio informando al Ministerio de Educación.
  • Posterior a la aceptación de la salida, los Profesores, deben enviar una comunicación por escrito a los Padres y/o Apoderados de los estudiantes, con la finalidad de informar los detalles de la salida.
  • Luego se enviara al hogar la autorización para que el apoderado la firme, de esta manera quedará evidencia de que el apoderado autoriza a su pupilo (a) a dicha salida y las condiciones en la que se llevará a cabo, esta autorización debe ser entregada por el profesor(a) jefe a inspectoría.
  • La fecha de entrega de las autorizaciones con las firmas de los apoderados,  debe ser entregada con 3 días de anticipación por el profesor(a) a cargo, más una planilla con el curso, lugar de salida y nombres enumerados de los y las alumnos(as), SI tiene o NO autorización y teléfono de emergencia
  • Es importante tener presente que en caso de que ocurriese un accidente en la actividad de salida, el Seguro Escolar cubre todos los gastos que ello conlleva.

 

VII.- PROTOCOLO PARA PREVENCIÓN Y ACTUACIÓN ANTE SITUACIONES DE MALTRATO

INFANTIL DENTRO DE LA COMUNIDAD EDUCATIVA.

PROTECCIÓN DE LOS DERECHOS DE LOS NIÑOS(AS) Y ADOLESCENTES

Desde la entrada en vigencia en Chile de los mandatos establecidos en la “Convención sobre los Derechos del Niño”, el Estado de Chile ha promulgado una serie de normas orientadas al cumplimiento progresivo de esta obligación.

Como establecimiento somos garantes de derechos, por lo que hemos considerado necesario abordar la temática de maltrato infantil y definir los procedimientos internos, en caso de enfrentarnos a cualquier tipo de maltrato.

El objetivo principal del presente protocolo de actuación será prevenir y dar cumplimiento a los procedimientos establecidos para las diferentes situaciones de maltrato infantil que pudiesen presentarse, a través de una actuación coordinada y eficaz de los distintos estamentos de nuestra comunidad educativa. De este modo, se busca garantizar estándares mínimos en la detección y actuación frente a estas situaciones, como a su vez, brindar herramientas necesarias para que nuestra comunidad pueda actuar a tiempo y de manera adecuada en el trato diario con nuestros estudiantes.

Marco Normativo de referencia:

¿Qué entenderemos por maltrato infantil?

La Convención de los Derechos de los Niños de las Naciones Unidas en su Artículo 19, se refiere al maltrato infantil, como: “toda forma de perjuicio o abuso físico o mental, descuido o trato negligente, malos tratos o explotación, incluido el abuso sexual, mientras el niño se encuentre bajo la custodia de los padres, de un representante legal o de cualquier otra persona que lo tenga a su cargo”.

De acuerdo a la Ley de Menores, N°16.618, podemos definir el Maltrato Infantil como: “una acción u omisión que produzca menoscabo en la salud física o psíquica de los menores”. Todos los tipos de maltrato infantil constituyen vulneración a los derechos del niño que están consagrados como ley desde el año 1990 en Chile, a través de la ratificación de la Convención Internacional de los Derechos del Niño. Tipos y formas de maltrato infantil:

 

Maltrato físico:

Es cualquier acción no accidental por parte de los padres, madres o cuidadores(as) que provoque daño físico, sea causal de enfermedad en el niño(a) o lo ponga en grave riesgo de padecerla.

Maltrato emocional o psicológico:

El hostigamiento verbal habitual por medio de insultos, críticas, descréditos, ridiculizaciones, así como la indiferencia y el rechazo explícito o implícito hacia el niño, niña o adolescente. También se incluye el rechazo, el aislamiento, aterrorizar a los niños o niñas, ignorarlos y corromperlos.

Abandono y negligencia:

Se refiere a situaciones en que los padres, madres o cuidadores/as, estando en condiciones de hacerlo, no dan el cuidado y la protección tanto física como sicológica que los niños y niñas necesitan para su desarrollo. El cuidado infantil implica satisfacer diversos ámbitos como son el afecto, la alimentación, la estimulación, la educación, la recreación, la salud, el aseo, etc.

Abuso sexual:

 El Abuso Sexual Infantil ocurre cuando un adulto o alguien mayor que un niño o niña, abusa del poder, relación de apego o autoridad que tiene sobre él o ella y/o se aprovecha de la confianza y respeto para hacerlo participar en actividades sexuales que el niño o niña no comprende y para las cuales es incapaz de dar su

 

consentimiento informado, aún cuando el niño o niña se dé cuenta de la connotación que tiene la actividad.” (Escartín, M.; “Manual de desarrollo de conductas de autoprotección, Hunters Hill, Australia, 2001).

La ley señala que una agresión sexual en menores es cualquier conducta de tipo sexual que se realice con un niño o niña, menor de edad, esto incluye las siguientes situaciones, que pueden ser desarrolladas en forma conjunta, sólo una o varias. Pueden ser efectuadas en episodio único, en repetidas ocasiones o hasta en forma crónica por muchos años. Artículo 162º Deber de denunciar y la sanción en caso de incumplimiento al no llevarlo a cabo.

Párrafo 1º; Obligación de denunciar:

Tanto la Ley de Menores como el Código Procesal Penal, establecen la obligación para los funcionarios(as) públicos, directores(as) de establecimientos educacionales, inspectores, profesores(as) y asistentes de la educación de DENUNCIAR HECHOS CON CARACTERÍSTICAS DE MALTRATO INFANTIL O CUALQUIER OTRO DELITO que afectare a los alumnos o que hubiere tenido lugar en el establecimiento (Art. 175 Código Procesal Penal). Dicha obligación debe ser cumplida dentro de las 24 horas siguientes a las que se tuvo conocimiento de los hechos, sancionándose su incumplimiento (Art. 176 CPP).

Por su parte, la Ley Nº19.968 que crea los Tribunales de Familia, plantea que será este tribunal el que abordará los hechos en los cuales aparezcan vulnerados los derechos de los niños y niñas, así como también las causas relativas a maltrato infantil, no constitutivos de delito, por ejemplo, abandono o negligencia grave y reiterada por parte del apoderado que afecte al menor.

Cuando los hechos revistan carácter de delito, como el caso de abusos sexuales, deberán ser denunciados directamente ante el Ministerio Público, Carabineros de Chile o Policía de Investigaciones. No obstante, frente a cualquier duda respecto a sí los hechos revisten o no carácter de delito, los antecedentes del caso deberán ser presentados directamente ante el Tribunal de Familia en un plazo de 24 hrs., quienes adoptarán inmediatamente las medidas de protección o cautelares para proteger la integridad de los menores que correspondan o en casos calificados derivarán la denuncia ante los organismos antes mencionados.

Párrafo 2º; Incumplimiento de la obligación de denunciar:

El Art. 177 del Código Procesal Penal establece que las personas indicadas en el Art. 175, que omitieren hacer la denuncia que en él se prescribe, incurrirán en la pena prevista en el art. 494 del Código Penal, que establece que sufrirán la pena de multa de 1 a 4 UTM. En casos extremos, puede ocurrir que por callar, ignorar o desentenderse ante hechos que pudieren constituir un delito, estemos convirtiéndonos en encubridores de un delito. La ley considera a los docentes como encargados de la educación y el bienestar de los alumnos cuando estos se encuentran en las aulas, y por lo tanto, son merecedores de la confianza de los menores y de sus padres. Es en ese papel que un menor puede eventualmente recurrir a un docente a expresarle lo que le ocurre o pueden llegar a nuestro conocimiento hechos que revistan características de delito o maltrato infantil, por lo cual, estamos obligados a poner especial atención frente a hechos de esta naturaleza. Artículo 163º; Protocolo de actuación en los distintos casos de maltrato infantil

Como educadores y miembros de una comunidad educativa, es posible que podamos tomar conocimiento de una sospecha o certeza de alumnos que puedan estar pasando por una situación de maltrato infantil.

Es por este motivo que se establece un protocolo de actuación para enfrentar las distintas situaciones de maltrato anteriormente mencionadas.

Debemos tener presente que los organismos competentes para conocer de las denuncias que deban efectuarse serán el Tribunal de Familia, y para el caso que los hechos revistan caracteres de delito, el Ministerio Público, Carabineros de Chile o Policía de Investigaciones.

 

VIII.- PROTOCOLO DE ACTUACIÓN EN CASO DE SOSPECHA O DEVELACIÓN DIRECTA DE MALTRATO FÍSICO, EMOCIONAL O PSICOLÓGICO, ABANDONO O NEGLIGENCIA Y ABUSO SEXUAL:

a.- Cualquier miembro de la comunidad educativa (alumnado, profesorado, familias, personal no docente) que tenga conocimiento de una situación de maltrato infantil, o considere la existencia de indicios razonables, tiene la obligación de ponerla inmediatamente en conocimiento de directivos y/o orientación.

b.- Una vez que el establecimiento tome conocimiento se actuará, dependiendo del caso, según los siguientes protocolos:

1.- Protocolo en caso de sospecha de Maltrato Infantil por parte de un familiar o persona externa al colegio.

2.- Protocolo en caso de develación directa de Maltrato Infantil por parte de un familiar o persona externa al colegio.

3.- Protocolo en caso de sospecha o develación directa de Maltrato Infantil por parte de otro alumno, profesor u otro funcionario del establecimiento.

4.- Protocolo especial para casos de absentismo escolar o ausencias injustificadas.

 

6.1.- PROTOCOLO EN CASO DE SOSPECHA DE MALTRATO INFANTIL POR PARTE DE UN FAMILIAR O PERSONA EXTERNA AL COLEGIO:

  1. a) Si un estudiante presenta signos físicos, emocionales o conductuales que hacen pensar que pueda ser víctima de maltrato o abuso sexual, se debe poner en conocimiento al departamento de orientación correspondiente o psicóloga del establecimiento
  2. b) la psicóloga(o) u orientador(a) informará la situación a los Directivos del establecimiento y recopilará antecedentes suficientes del caso, para determinar si efectivamente existe sospecha fundada de algún tipo de maltrato hacia el niño(a).
  3. d) En caso que el psicólogo (a) u orientador (a) no se encuentre en el Establecimiento en ese momento, el inspector general deberá realizar el procedimiento de recopilación de antecedentes.
  4. e) En caso que se descarte la sospecha o certeza de maltrato, se deberá:
  • Citar a los apoderados del alumno(a) para informarle sobre los antecedentes que afectarían a su hijo.
  • Determinar en conjunto con los padres y/o apoderado la posible derivación a especialista externo.
  • Realizar acompañamiento y seguimiento del menor por parte del profesor jefe y psicólogo u orientación.
  • Informar a Directivos del establecimiento.

Si se confirma que hay antecedentes confiables de abuso o maltrato de un

estudiante por parte de personas externa al colegio se deberá:

  • Informar al el o los Directivos.
  • En caso de que la sospecha recaiga sobre el padre, la madre o tutor; se procederá inmediatamente a poner los antecedentes a disposición del Tribunal de Familia, bajo ninguna circunstancia se debe citar a los posibles agresores.
  • En caso de que la sospecha recaiga sobre una persona externa al hogar, familia (que no sea padre, madre o tutor) se citará al apoderado para comunicarle la situación que afecta a su hijo e informarle que el Establecimiento tiene la obligación legal de informar a la autoridad para que se investigue el hecho (denunciar) dentro de las 24 horas desde que se conocieron los hechos.
  • En caso de que no se evidencie claramente, sí el agresor es un familiar o una persona externa al hogar, se procederá inmediatamente a denunciar ante el organismo que corresponda dependiendo de si el hecho reviste o no caracteres de delito y según las indicaciones previamente señaladas.

 

6.2.- PROTOCOLO EN CASO DE DEVELACIÓN DIRECTA DE MALTRATO INFANTIL POR PARTE DE UN FAMILIAR O PERSONA EXTERNA AL COLEGIO:

  1. a) Si un docente o funcionario recibe el relato de un alumno que devele que ha sido maltratado o abusado sexualmente por una persona externa al colegio, debe comunicar la situación inmediatamente a los directivos
  2. c) En este caso no se debe volver a entrevistar al alumno, para evitar la revictimización. Será el docente y/o funcionario que recibió el relato, en conjunto con la psicóloga los que deban emitir el informe que posteriormente anexará el director a la denuncia.

En caso de agresión física

  1. d) En caso de que el alumno tenga signos visibles de agresión, se deberá constatar lesiones en el servicio médico asistencial que le corresponde (ver procedimiento Nº1). El alumno será acompañado por la persona a quien le confidenció el hecho.
  2. e) Si el agresor resulta ser el padre, la madre o tutor; se procederá, una vez realizada la constatación de lesiones, a efectuar la denuncia ante el Ministerio Público, Carabineros de Chile o Policía de Investigaciones.
  3. f) En caso que el agresor resulte ser una persona externa al hogar, familia (que no sea padre, madre o tutor) se citará al apoderado para comunicarle la situación que afecta a su hijo e informarle que de acuerdo a obligación legal el Establecimiento debe poner los antecedentes a disposición de la autoridad dentro de las 24 horas desde conocidos los hechos.

Develación directa de terceros:

  1. a) En caso que los padres o tutor del menor hayan recibido una develación directa de maltrato del mismo y lo reporta al establecimiento, el establecimiento de igual forma, tendrá la obligación de denunciar dentro de las 24 horas siguientes en que se tomó conocimiento de los hechos, ya que el artículo 175 del Código Procesal Penal establece claramente el deber de denuncia obligatoria que recae sobre directores, inspectores y profesores, respecto a hechos que revistan el carácter de delitos que afecten a los alumnos o que hubieren tenido lugar en el establecimiento.
  2. b) Para evitar caer en incumplimiento legal, en aquellos casos en que padres o, tutor del menor hayan previamente efectuado la denuncia ante el Organismo competente, una vez informado y analizado el caso por los Directivos, será necesario solicitar a los padres o tutor, los datos del organismo donde se efectuó la denuncia y número otorgado a la misma, para acercarnos a aquél dentro de las 24 horas siguientes para complementarla, es decir, entregar cualquier otro antecedente a la autoridad del que pudiésemos estar en conocimiento.
  3. c) En el caso que develación del ilícito se realizare a un tercero, sea éste un par del niño, niña o adolescente, entiéndase, a un compañero de curso, a un compañero de escuela, se le debe contener emocionalmente, valorar la iniciativa de dar a conocer lo que le sucede a su amigo o compañero, se le debe eximir de culpa y responsabilidad, es necesario explicarle los límites de la confidencialidad, la cual es necesaria romper en caso de hechos que atenten contra la integridad y bienestar y finalmente, se debe sensibilizar respecto del rol de la unidad educativa, en su calidad de agentes con posibilidad de brindar ayuda a los niños, niñas o adolescentes.
  4. d) la psicóloga u orientador, recopilará antecedentes suficientes del caso, para determinar si efectivamente existe sospecha fundada de algún tipo de maltrato hacia el niño(a), dentro de las primeras 24 horas.

 

6.3 PROTOCOLO EN CASO DE SOSPECHA O DEVELACIÓN DIRECTA DE MALTRATO

INFANTIL POR PARTE DE OTRO ALUMNO, PROFESOR U OTRO FUNCIONARIO DEL

ESTABLECIMIENTO

  1. a) Si un docente o funcionario recibe el relato de un alumno que devele que ha sido maltratado o abusado sexualmente por una persona interna al colegio, o si un estudiante presenta signos físicos, emocionales o conductuales que hacen pensar que pueda ser víctima de maltrato o abuso sexual de parte de otro alumno, profesor o funcionario del establecimiento, se debe poner en conocimiento inmediato al departamento correspondiente.
  2. b) El orientador o psicóloga informará la situación a los Directivos del establecimiento.
  3. c) El orientador o psicóloga, recopilará antecedentes suficientes del caso, para determinar si efectivamente existe sospecha fundada de algún tipo de maltrato hacia el niño(a), dentro de las primeras 24 horas.
  4. d) En caso que el orientador (a) o psicólogo(a) no se encuentre en el Establecimiento en ese momento, el inspector general deberá realizar el procedimiento de recopilación de antecedentes.
  5. e) En caso de existencia de lesiones, se deberán constatar en el servicio médico asistencial que le corresponde (ver procedimiento Nº1). El alumno será acompañado por la persona a quien le confidenció el hecho.
  6. f) Si se confirma que hay antecedentes confiables y suficientes de abuso o maltrato de un estudiante por parte de las personas referidas se deberá:
  • Informar a los Directivos.
  • En caso que se vincule como presunto ofensor a un funcionario del Colegio o Profesor, por la gravedad del hecho, como medida de prevención, se deberá disponer la separación del eventual responsable de su función directa con los menores, trasladándolo inmediata, pero temporalmente a otras labores.

Esta medida tiende no sólo a proteger a los menores sino también al denunciado (a), en tanto se clarifiquen los hechos.

  • En caso que el sindicado como eventual responsable sea un alumno, se tomarán inmediatamente las medidas para evitar todo contacto con la eventual víctima. Se citará inmediatamente a ambos apoderados para comunicarles la situación que afecta a sus pupilos e informarles que el Establecimiento tiene la obligación legal de poner los antecedentes en conocimiento y a disposición de la autoridad dentro de las 24 horas siguientes desde que se conocieron los hechos. A su vez, en casos calificados se presentará una solicitud inmediata de medida cautelar o de protección ante el Tribunal de Familia, quien será el responsable de autorizar medidas como la suspensión del supuesto agresor o de establecer cualquier otra medida conducente a la protección de la víctima y menores involucrados. Para el caso excepcional que, por el horario y día en que sucedieron los hechos, el Tribunal de Familia se encuentre fuera de horario de funcionamiento, en casos urgentes se podrá adoptar –previo análisis de los Directivos- la medida de suspensión temporal de los menores involucrados, procurando no afectar los derechos de éstos, evitando sobreexponerlos y solicitar de forma inmediata o lo antes posible la ratificación de la medida por el Tribunal de Familia.

 

6.4.- PROTOCOLO ESPECIAL PARA CASOS DE ABSENTISMO ESCOLAR O AUSENCIAS

INJUSTIFICADAS:

La prevención y control del absentismo y del abandono escolar injustificados constituyen un ámbito de actuación fundamental en el marco de nuestro modelo educativo, ya que representan factores que dificultan el pleno desarrollo de nuestros estudiantes y podrían potencialmente vulnerar su derecho a la educación, por lo cual, se hace necesaria la detección de aquellas situaciones en que se aprecia irregularidad en la escolarización, poniendo en marcha medidas destinadas a su corrección, según se indica a continuación:

  1. a) En caso de inasistencias reiteradas e injustificadas del alumno, el profesor jefe deberá citar al apoderado para solicitar mayores antecedentes que puedan estar afectando al alumno o familia.

 

  1. b) En caso que el alumno(a) continúe sin asistir a clases en forma injustificada o con ausencias reiteradas, el profesor jefe deberá informar de la situación a Inspectoría General.
  2. c) Inspectoría General/ Orientación citará al apoderado o familiares directos, para analizar la situación personal, escolar y familiar del alumno(a) con el fin de determinar las acciones a seguir.

 

IX.- PROTOCOLO DE ACCIÓN EN CASO DE ACCIDENTE ESCOLAR DE NUESTROS ESTUDIANTES

Antecedentes.

Ley 16.744 Art.3°, dispone que estarán protegidos todos los alumnos de establecimientos fiscales o particulares por los accidentes que sufran con ocasión de sus estudios, o en la realización de su práctica profesional.

Un accidente escolar es toda lesión que un estudiante pueda sufrir a causa o en el desarrollo de actividades escolares que, por su gravedad, traigan como consecuencia incapacidad o daño. Dentro de esta categoría se considera también los accidentes que puedan sufrir los estudiantes en el trayecto desde y hasta sus establecimientos educacionales.

En caso de accidente escolar todos los/as estudiantes, tanto de la educación parvularia, básica y media, están afectos al Seguro Escolar desde el instante en que se matriculen en el colegio.

En caso de accidente o de enfermedad repentina de un alumno(a) durante la actividad escolar, se procederá de la siguiente manera:

1- En caso de enfermedad o accidente menos graves:

° El alumno será llevado a enfermería y se realizarán los primeros auxilios, o en su efecto se le dará agua de hierbas. Importante recordar que el colegio NO está autorizado para administrar ningún tipo de medicamentos. Inspectoría llamará a los padres y enviará una comunicación si fuese necesario.

2- En caso de accidentes leves:

En los casos que el accidente requiera atención médica, se llamará a los padres y/o apoderados, para que sean ellos quienes trasladan al alumno al centro de salud que estimen conveniente e Inspectoría entrega el seguro de salud estatal con que todo alumno está cubierto.

3- En caso de accidentes graves:

En todos los casos que el accidente sea grave, (determinado por inspectora y/o docentes), se llamará inmediatamente al servicio de urgencia de la comuna, como sabemos que este servicio tarda mucho en presentarse, se evaluara la condición del estudiante, puesto que si amerita traslado urgente, será llevado por personal del establecimiento en vehículo particular, al centro hospitalario más cercano (hospital el Pino/hospital Parroquial). Simultáneamente se dará aviso a los padres, quienes deberán acudir rápidamente al centro hospitalario determinado, una vez que los padres hayan llegado al hospital, los funcionarios del establecimiento se retiran y dejan a los padres a cargo, donde ellos deberán tomar la decisión de que su hijo permanezca en dicho hospital o sea  trasladado a otro servicio.

Los alumnos que cuenten con seguros particulares de salud, deben mantener la información actualizada en su agenda y ficha personal, para que el colegio se comunique directamente con ellos.

Es importante completar todos los datos personales y teléfonos de emergencia en la agenda y ficha personal. Es responsabilidad de los padres y apoderados mantener estos datos actualizados.

En caso de accidente grave, el establecimiento tomara contacto con los apoderados, en caso de que no se pueda comunicar con ellos a través de los teléfonos de emergencia registrado por los apoderados en la ficha de matrícula y agenda, el establecimiento decidirá si trasladar o no al alumno a un centro hospitalario cercano, ya que como centro educacional velamos por la salud de todos nuestros estudiantes. En este caso el apoderado no podrá realizar ningún reclamo al establecimiento ni a los funcionarios de este, pues es su responsabilidad mantener los teléfonos de emergencia actualizados.

PROTOCOLO EN CASO DE ACCIDENTE O LESIÓN EN EL COLEGIO

X- PROTOCOLO TRANS 

2.- RECOMENDACIONES DE ACTUACIÓN PARA EL ACOMPAÑAMIENTO A MENORES TRANS EN EL ÁMBITO EDUCATIVO. 2.1. Comunicación. Valoración

2.1.1. Situación detectada por la familia y/o el/la propio/a menor: Cuando sea la familia o la/s persona/s que ejerce/n la tutoría legal del alumno o la alumna, o el/la propio/a menor quien comunique al centro que su sexo no coincide con el que le asignaron al nacer en función de sus genitales, o bien que algunos de sus comportamientos de género difieren de los esperados socialmente en función de su sexo la Dirección colegio trasladará esta información al Equipo Docente y al Departamento de Orientación o a la orientadora u orientados para analizar la situación y completar la información con las personas que se considere oportuno: padres, equipo docente, compañeras y compañeros, familia…

 

2.1.2. Situación detectada por el equipo docente: Cuando los padres de un grupo o cualquier miembro del equipo docente observe, en un alumno o una alumna de manera reiterada la presencia de conductas que pudieran indicar una identidad sexual no coincidente con el sexo que le asignaron al nacer en base a sus genitales, o bien comportamientos de género no coincidente con los que socialmente se espera en base a su sexo se procederá de este modo:

  • El/la profesor/padres/a lo comunicará al Equipo Directivo del colegio.
  • El Equipo Directivo recogerá discretamente información complementaria sobre la situación y la contrastará con el tutor-a, con el personal docente y no docente
  • El padre, madres o ambos –junto al Equipo Directivo valorará la conveniencia de hablar con el/la menor sobre su situación.
  • Los padres –junto al Equipo Directivo- se reunirá con las y los representantes legales del/la menor, para informar sobre la situación observada, contrastar y valorar la situación.

 

2.1.3. Comunicación y acompañamiento:

TOMA DE DECISIONES La Dirección del colegio podrá solicitar la colaboración de la comunidad escolar, en cualquier momento del proceso, para analizar la situación, recibir ayuda, asesoramiento. Cuando se necesite recibirá información por parte de la Dirección del centro sobre la situación planteada, los pasos dados en el centro para atenderla y los acuerdos adoptados y velará para que se cumpla el protocolo de actuación. A partir de la valoración inicial familia-colegio, colegio-familia, empieza la fase de toma de decisiones. En este momento nos podríamos encontrar, a grandes rasgos, con dos posibles situaciones:

2.1.3.1. La familia y el comite educativo COMPARTEN la valoración sobre la situación planteada:

  • El Equipo Directivo se reunirá con familias y con el Equipo Docente. I. El padre o madre –junto al Equipo Directivo– valorará la conveniencia de hablar con el/la menor sobre su situación II. Equipo Directivo + familia + orientación/consultor-a + padre o madre:
  • Identificar las necesidades educativas y organizativas derivadas de esta situación y proponer/analizar las posibles actuaciones a desarrollar en el centro, así mismo informar sobre los recursos con los que el sistema educativo y el centro cuenta para dar respuesta a la situación.
  • El colegio proporcionará información a la familia y/o representantes legales sobre los recursos existentes, si en la identificación de las necesidades educativas del-la alumno-a se detectase algún problema o dificultad en su desarrollo personal y social que precisara de la intervención de otros recursos especializados externos.

III. Equipo Directivo + Equipo Docente:

  • Información de la situación
  • Análisis de propuestas de intervención.
  • Acuerdos para la puesta en marcha de las medidas consideradas.
  • Los acuerdos se recogerán en un plan de acompañamiento que incluirá, por lo menos: medidas acordadas por el Equipo Docente y la familia, medidas organizativas básicas, responsables…
  • Las pautas de funcionamiento y medidas a adoptar acordadas para crear un entorno seguro en el colegio para el o la menor que está viviendo la situación, implicarán a todo el equipo docente que interviene con el o la menor, el Servicio de Orientación del colegio, psicólogo u otros profesionales en el tema.
  • La Dirección del colegio asegurará en todo momento el intercambio ordenado y prudente de información familia/centro educativo (psicóloga u otro profesional en el tema), para abordar el proceso que está viviendo el/la menor.
  • Todo el proceso será gestionado con la máxima discreción, atendiendo siempre a preservar la intimidad y el bienestar del/la menor, haciendo primar su derecho superior a desarrollar libremente su personalidad conforme a su identidad y orientación sexual.
  • 2.1.3.2. En el caso que la familia y el colegio NO COMPARTEN la valoración sobre la situación planteada: a) Los y los padres del-la menor, o alguna o alguno de ellos, no acepta la identidad sexual o ciertos comportamientos del o la menor. En este caso:
  • El Equipo Directivo y el Equipo Docente, adoptarán medidas para asegurar el bienestar y la inclusión del-la menor en el colegio.
  • El centro intentará acompañar a la familia en el proceso de entender, asumir y gestionar la situación, respetando el derecho del-la menor al desarrollo de su personalidad e identidades. El Equipo Directivo y/o el servicio de orientación o consultor/a mantendrán abierta la comunicación (seguimiento, información sobre servicios…).
  • En el caso de que se detecten indicios de maltrato o desprotección, acogiéndose a la ley 3/2005 de 18 de febrero, de Atención y Protección a la Infancia y la Adolescencia, el Equipo directivo procederá a comunicar la situación a los Servicios Sociales.
  • Equipo Directivo y la Comisión de coeducación, organizarán sesiones de sensibilización-formación para la comunidad educativa (profesorado, alumnado, familias…).
  1. b) El colegio no acepta tomar medidas organizativas solicitadas por la familia, a las que se refiere el punto

2.2. En este caso:

  • La familia pondrá en conocimiento de la Inspección de Educación los hechos.

2.2. POSIBLES MEDIDAS ORGANIZATIVAS BÁSICAS A ADOPTAR EN EL CENTRO Atendiendo al hecho de que cada persona es única, es básico escuchar las necesidades que en cada caso se plantean. En función de ellas, el equipo docente, el /la menor y su familia podrán valorar la adopción de algunas de las siguientes medidas:

  • El profesorado y personal no docente, se dirigirá al alumno o la alumna por el nombre que ha sido comunicado por ella o él y/o por la familia, tanto en actividades escolares como en las extraescolares, incluidos los exámenes.
  • La documentación administrativa de uso interno en el centro (listas de clase, boletines informativos de calificaciones, carnets de biblioteca, de estudiante, …) se ajustará al sexo con el que se siente identificado el o la alumna.
  • Además de las actividades de sensibilización-formación que se organicen en el centro, el tutor o la tutora del grupo-clase dedicarán momentos de reflexión en el propio grupo orientados a visibilizar e integrar las diversidades sexuales existentes en el aula.
  • En el contexto del colegio, se garantizará el derecho al uso de la vestimenta con la que cada persona se siente identificada, incluidos los casos de centros que utilicen uniforme.
  • Se realizarán las gestiones necesarias para que el alumnado trans pueda acceder y utilizar todos los espacios que pueda haber en el colegio de uso segregado (aseos, vestuarios…) según su preferencia. Siempre se tendrá en cuenta la opinión del o la menor y se actuará, como es perceptivo, para garantizar su seguridad e intimidad. · Si se precisara en alguna ocasión, por causas acordes a unos objetivos concretos, la separación/organización por sexos de ciertas actividades, el profesorado tendrá en consideración el sexo con el que la alumna o el alumno se sienten identificado u otras circunstancias. · En el caso de que en el colegio haya equipos deportivos o competiciones deportivas y en los mismos se dé una separación/organización por sexos, el-la menor participará, si así lo desea, en los equipos o competiciones correspondientes al sexo con el que se siente identificado-a.
  • Todas estas medidas se incluirán en el Plan de Convivencia y el Plan de Coeducación y Prevención de Violencia de Género del centro, así como en el ROF o RRI.

 

VERSION DIGITAL PARA IMPRIMI AQUI -> REGLAMENTO INTERNO CONVIVENCIA ESCOLAR 2018 – 2019